El Atleti toma San Mamés y se cita con el Madrid

Raúl García, autor del gol que metió de lleno al Atlético en la siguiente ronda, es felicitado por sus compañeros

Los vascos caen en su feudo por primera vez y se quedan sin Copa. 

 

 

 

 

FICHA DEL PARTIDO:

 

ATHLETIC CLUB: Herrerín; Iraola, San José, Laporte, Balenziaga; Susaeta (Sola, min.75), Rico (Ibai, min.66), Iturraspe, Herrera (Beñat, min.78); Muniain y Aduriz.

 

ATLÉTICO DE MADRID: Courtois; Juanfran, Godín, Miranda, Filipe Luis (Insua, min.14); Raúl García, 'Cebolla' Rodríguez, Gabi, Koke; Adrián (Sosa, min.79) y Diego Costa (Alderweireld, min.89).

 

GOLES 

   1 - 0, min.42, Aduriz.

   1 - 1, min.55, Raúl García.

   1 - 2, min.86, Diego Costa.

 

ÁRBITRO: Mateu Lahoz (C.Valenciano). Amonestó a Laporte (min.3), San José (min.54) e Iraola (min.78) por parte del Athletic. Y a Raúl García (min.7) y Koke (Min.32) por parte del Atlético.

 

ESTADIO: San Mamés.

El Atlético de Madrid triunfó en su visita a San Mamés para sellar su pase a las semifinales de la Copa del Rey después de remontar este miércoles (1-2) ante el Athletic Club de Bilbao, gracias a un tanto de Raúl García y otro de Diego Costa que echaron por tierra las opciones de los vascos y asaltaron un feudo imbatido, los cuales citan a los de Simeone con el Real Madrid por un puesto en la final.

 

La ventaja de la ida (1-0) suponía un as en la manga para los colchoneros. El partido, como se esperaba, bajo una incesante lluvia, no defraudó. Intenso, el Athletic ofreció por momentos el gran fútbol que le mantiene enganchado a la Liga de Campeones en la tabla liguera, y el Atleti volvió a ser el temible equipo sólido y efectivo que es. Los de Ernesto Valverde se adelantaron en el marcador y chocaron con Courtois después en plena ebullición, pero el campeón se agarró a la Copa y remontó con oficio en la segunda mitad.

 

El Atleti terminó el partido como lo empezó. Estuvo cómodo en la primera mitad, aunque el paso de los minutos fue rodando el juego combinativo de los 'leones'. Al principio a penas colgaban balones al área, después fue entrando en escena Muniain, luego Rico... hasta que en los últimos minutos de la primera mitad se pudo ver al Athletic que marcha como un tiro en la Liga BBVA y que en San Mamés se crece con facilidad.

 

Los de Simeone jugaban su partido, como en otras ocasiones, pero sin inquietar al rival. Bien es cierto que el duelo comenzó con un mano a mano de Diego Costa con Iago Herrerín que pudo sentenciar la eliminatoria si el hispano-brasileño no estuviese pelado con el gol últimamente. A los de Valverde les costó sacudirse los nervios, la presión de jugar contra uno de los mejores equipos del momento y que ya en la ida les había superado con oficio.

 

Las imprecisiones en la salida de balón y el rival al acecho hacían peligrar mucho las opciones de los locales. Por otro lado, cuando el Athletic tenía la posesión, los atléticos mostraban esa solidez desesperante para cualquier rival. No quería un partido rápido el equipo del 'Cholo', también se paró con la lesión de Filipe Luis, salvo cuando salía a la contra o robaba arriba, pero en esas se olvidó de volver a visitar al meta castreño de los locales.

 

Así pues, los del 'Txingurri' fueron poco a poco pareciéndose a sí mismos, algo que no habían logrado tampoco en el Calderón. La calidad en el medio del campo vasco comenzó a aparecer y a encontrar los huecos y a base de insistencia terminó llegando el primero de la noche, de Aduriz rematando de cabeza un centro de Balenziaga. Los locales empataban la eliminatoria antes del descanso, y Courtois salvaba a los suyos con dos ocasiones fruto del empuje de San Mamés para cerrar la primera mitad.

 

RAÚL GARCÍA CAMBIA EL SINO DE LA ELIMINATORIA 

 

Sin duda Simeone pidió más a los atacantes, claves también para una mejor defensa, sabiendo además que con el gol de Godín en la ida, un gol colchonero en San Mamés valía su peso en oro. Por su parte, el Athletic no comenzó como terminó, de nuevo con imprecisiones y el guión se repetía. Salió con una marcha más el Atleti y como muestra Costa rozó el gol de cabeza, pero otra vez Herrerín estuvo acertado. La insistencia era ahora de los visitantes y en una doble ocasión de Raúl García, llegó el empate (1-1).

 

La losa se hacía pesada para los de Valverde --hacer dos goles más a un equipo que no había recibido tres tantos esta temporada--. El paso de los minutos iba en favor del equipo del 'Cholo', recuperados anímicamente y defensivamente contundentes. La eliminatoria estaba en el terreno atlético y el defensor del título copero no la dejó escapar.

 

La fe bilbaína aguantó hasta el final, pero con todos a la desesperada el Atleti pudo cerrar la eliminatoria con el primer gol en 2014 de Diego Costa, otra buena noticia para los atléticos, que recuperaban el olfato de su ariete después de ocho partidos asaltando un campo nuevo e imbatido. Los del 'Cholo', lanzados de nuevo, ahora esperan a un Madrid que ya no es temido. Los vascos sufren un doble mazazo por caer en casa y decir adiós a su torneo predilecto antes de recibir el domingo al Real Madrid.