El análisis del ADN confirma definitivamente que el cadáver de Astorga es el de la peregrina

Los resultados del análisis del ADN han confirmado definitivamente que el cadáver hallado el pasado 11 de septiembre en una finca de Astorga pertenecen a la peregrina americana, Denise Thiem, según han informado a Europa Press fuentes de la investigación.

Estas mismas fuentes han precisado que este ha sido el resultado de los trabajos realizados por los expertos de la Policía Científica de la Policía Nacional. El cuerpo sin vida de la mujer fue hallado en una finca en avanzado estado de descomposición unas horas después del arresto en Asturias del autor confeso de su muerte, Miguel Ángel Muñoz Blas.

El cuerpo de la peregrina, no obstante, estaba sin manos. La Policía Nacional busca en la zona desde hace días estas extremidades en el marco de la investigación de este suceso. El hallazgo de las manos para su análisis posterior (especialmente las uñas) es importante para determinar el modo en el que fue asesinada la peregrina o si hubo un forcejeo previo. Esto podría condicionar incluso la acusación y la pena a imponer al detenido.

Por el momento, lo único que han podido encontrar los investigadores es un trozo de carpo de una mano humana que la Policía cree que se pertenece a la víctima, según informaron a Europa Press responsables de la investigación. Fue hallado en el lugar en el que el detenido dice que la enterró el día de su muerte, concretamente en un hoyo de jabalí en una zona de difícil acceso.

Ese trozo de mano fue encontrado el día 15 cuando se procedió a realizar la reconstrucción de los hechos en presencia de Miguel Ángel Muñoz. Los análisis de ADN tendrán que confirmar también que esos restos corresponden a la mujer.

Por su parte, la Policía Científica también ha tenido oportunidad de descartar restos de sangre en las diferentes herramientas que la Policía Nacional requisó de la finca con la que cuenta el arrestado en al su finca del municipio de Castrillo de los Polvazares, cerca de donde fue encontrado el cadáver.