El ADN Ortega ya corre por las venas del nuevo Avenida

1 detail
Ver album

Perfumerías Avenida supera a Quesos El Pastor con gran claridad, 45-81, tras un segundo tiempo en el que pasó por encima de su rival gracias a una defensa que le permitió anotar con enorme facilidad. 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

QUESOS EL PASTOR (12+16+9+8): Amaya Gastaminza (19), Agata Dobrowolska (8), Felicite Mendes (3), Marina Delgado (2), Shereesha Richards (3) -cinco inicial-, Star Breedlove (4), Isabela Lyra (6), Sara Hermosa (0), Felicite Mendes (3), María Montalvo (8).

 

PERFUMERÍAS AVENIDA (22+14+23+22): Adaora Elonu (13), Silvia Domínguez (5), Kristine Vitola (9), Krisi Givens (10), Jelena Milovanovic (10)m, -cinco inicial-, Laura Quevedo (7), Laura Gil (3), Angela Salvadores (8), Tijana Krivacevic (9), Gabriela Marginean (7).

 

ÁRBITROS: Pinela y Gallego. Eliminada Sheressha Richards. 

 

INCIDENCIAS: Primer partido de la Copa Castilla y León disputado en el pabellón de Würzburg. 

Es imposible que a nadie o casi nadie de los que acudieron a Würzburg al primer partido de Copa Castilla y León le sorprendiera como juega el nuevo Perfumerías Avenida. Que Miguel Ángel Ortega imprime a sus equipos una disciplina defensiva con la que trata de asfixiar a los rivales es de sobra sabido y se comprobó ya el año pasado en Salamanca, así que eso es algo que no va a variar este año por mucho talento que atesore la plantilla que dirige.

 

Para lucirse adelante hay que sacrificarse atrás. Es un catecismo que cumple a rajatabla el técnico de Perfumerías Avenida y que se va imprimiendo poco a poco en el ADN del nuevo plantel. Jugar con la exigencia y la concentración atrás que requiere el técnico no es fácil y que sus planteamientos se lleven a cabo a la perfección con quince días de trabajo, imposible. A este Avenida hay que darle tiempo porque hay algún desajuste o falta que empiecen a funcionar algunas conexiones -aunque se ven otras muy atractivas-, pero lo que se vislumbra, y lo que se ha visto ante Quesos El Pastor de Zamora, apunta a que las jugadoras están por la labor y por sus venas ya corre el sello Ortega.

 

Cuenta el preparador con la ventaja de poseer una plantilla amplísima con lo que puede rotar, y lo hace, dando un respiro cuando la exigencia empieza a pasar factura. Equipo amplio y polivalente en el que se puede ver hasta tres jugadoras ejerciendo de base -Domínguez, Givens y Salvadores-, rebotear de la más grande a Quevedo o una Givens que no deja pasar la oportunidad de cargar a la captura, y correr a jugadoras de la envergadura de Elonu y Milovanovic, que finalizaron ante Quesos El Pastor varios contraataques tras robo.  

 

El equipo zamorano aguantó bien el primer tiempo, tratando también de sostenerse en una dura defensa y en el talento de su base Breedlove -aunque esta abusó del tiro-, y una Amaya Gastaminza brillante con 15 puntos en esos primeros veinte minutos. En Avenida la respuesta en cuanto a producción ofensiva la daba Elonu en los primeros minutos y aunque las locales se iban diez arriba en el primer cuarto, 12-22 no acababan de estar cómodas.

 

Apretó más el equipo salmantino en el inicio del segundo cuarto y daba la impresión de poder romper el partido, aunque en algunas acciones siempre faltaba ese segundo más o incluso décima de segundo que permite el robo o el tapón en las acciones defensivas. Quizás por eso se descentró algo el equipo y permitió a quesos El Pastor irse abajo al descanso sólo por ocho puntos, 28-36. 

 

Givens, Marginean y Krivacevic, aplicadas atrás

 

Pero ese segundo que le faltó al equipo en sus acciones del segundo cuarto apareció a la vuelta de vesutarios. Agobio defensivo a un rival zamorano al que se le cerraron los caminos al aro y sólo hace falta ver sus guarismos en esos segundos veinte minutos. Robos y rebotes continuos, salidas rápidas al contraataque y Givens, con seis puntos consecutivos, empezó a disparar el marcador.

 

A las canastas de Givens le siguieron las de Salvadores en circunstancias similares. Se trabajaba atrás, se lucía adelante y aplaudía Würzburg

 

Las nuevas queriendo agradar a su nueva afición, como Krivacevic segura bajo el aro, pero también las 'viejas conocidas' como Marginean o Vitola dejando claro que ellas no van a renunciar a sus aplausos. Una canasta de Vitola tras robo de Krivacevic en la media pista y juego entre pívots llevó la ventaja a +30 y fue una de las más celebradas por los aficionados. 

 

La ventaja evidentemente daba por resuelto el envite e incluso se incrementaba con triples de Quevedo pero además es una renta notable si se piensa en el titulo y es que al final es lo que se le exige a este equipo que, en juego, apunta muchas maneras y un ADN que ya está definido.