El acusado de golpear a su pareja embarazada acepta dos años y un mes de cárcel

Conformidad. El imputado, que está interno en el centro penitenciario de Topas, deberá permanecer alejado de la víctima durante cuatro años y medio
E.G.

El hombre de 33 años, M. A. S. S. acusado de golpear a su pareja, que en el momento de la agresión estaba embarazada de cuatro meses, y de amenazarla de muerte con una catana, aceptó ayer una condena de dos años, un mes y quince días de cárcel por los delitos de lesiones con reincidencia y amenazas graves con el agravante de parentesco. A esta condena se suma la obligación de permanecer alejado de la víctima durante un periodo de cuatro años y medio.

Los hechos ocurrieron el 1 de marzo del pasado año, en la finca de Terrubias en San Pedro de Rozados. Según el relato de la Fiscalía, el acusado salió del domicilio que compartía con la víctima, que tenía 24 años y estaba embarazada de cuatro meses, para hacer un recado y a la vista de que tardaba, la joven decidió llamarle. Sin embargo, cuando llegó al domicilio, comenzó a romper enseres y le propinó a la víctima puñetazos en la cara, patadas en la zona abdominal y costal y la agarró del pelo tratándola de sacarla a la calle. En ese momento salieron dos vecinos que auxiliaron a la mujer y se la llevaron a su casa. Posteriormente, el acusado presuntamente fue al domicilio de los vecinos con una catana, con la que amenazó a la víctima colocándosela a la altura del cuello. En el altercado, una vecina sufrió un corte en la mano tras intentar quitársela. Finalmente el agresor se llevó a la víctima a su hogar y cuando llegaron los agentes, se escapó por la ventana, siendo localizado cuatro días después. El acusado, que está en prisión, tiene también una orden de alejamiento de su anterior pareja.