El 65% de los trabajadores de Figueruelas apoya el preacuerdo entre sindicatos y dirección

El 64,95 por ciento de los trabajadores de la planta de Opel España en la localidad zaragozana de Figueruelas ha votado a favor en el referéndum celebrado este lunes para ratificar el preacuerdo alcanzado por sindicatos y empresa sobre el convenio colectivo en la factoría zaragozana.
ZARAGOZA, 8 (EUROPA PRESS)



Según ha informado la dirección de General Motors (GM) España, un 33,44 por ciento de los trabajadores ha votado en contra, mientras que se ha registrado un 1,61 por ciento de votos en blanco. La participación en el referéndum en la planta ha sido del 67 por ciento de la plantilla, que supera los 5.000 trabajadores.

En una nota de prensa, la dirección de GM España ha afirmado estar "satisfecha" con los resultados del referéndum, dado que "el sí como respuesta demuestra, una vez más, la responsabilidad de la mayoría de la plantilla de GM España y su compromiso por el futuro de la planta de Opel en Zaragoza y de la industria del automóvil en Aragón y en España".

"Hemos trasladado a la dirección de GM Company y Opel/Vauxhall Europa el acuerdo alcanzado. Por tanto, ya tienen sobre la mesa las nuevas condiciones de coste de fabricación y competitividad de GM España para los próximos años", detalla la dirección de la empresa.

Asimismo, ha indicado que "aunque la Dirección de GM España ha tenido que hacer importantes renuncias para alcanzar un acuerdo, muy específicamente en el régimen de pausas que continúa siendo claramente una desventaja competitiva de la planta frente a la competencia y otras plantas de Opel/Vauxhall en Europa, pensamos que este preacuerdo, hoy ratificado por la plantilla, debe servir para que Zaragoza esté en el plan de inversiones y asignaciones de nuevos modelos de General Motors", subrayan las mismas fuentes.

PREACUERDO

El preacuerdo garantiza que no haya despidos forzosos durante el año 2013 y que 579 contratos temporales pasen a de relevo indefinido. Además, en los dos primeros años de los cinco de vigencia del convenio colectivo, habrá congelación salarial. En los tres siguientes --2015, 2016 y 2017-- los trabajadores percibirán una subida del 1,5 por ciento.

Este convenio no ha pasado las "líneas rojas" de los sindicatos porque no elimina la pausa de diez minutos que la dirección pretendía quitar, ni se reduce las pagas extraordinarias. Asimismo, mantiene el turno de noche y el sistema de medición de la actividad.