Dos reservas para ir a la Luna como turistas por 110 millones de euros

Soyuz

La empresa de turismo espacial 'Space Adventures' ha confirmado que ya hay dos clientes que han pagado la reserva de un vuelo alrededor de la Luna a bordo de la nave espacial Soyuz. 

Este viaje, previsto para 2017, cuesta unos 110 millones de euros, los más caros que ofrece esta compañía.

 

Esta oferta, además del costoso viaje, requiere cambios importantes en la cápsula de tripulación rusa, un vehículo que no ha sufrido grandes variaciones en las últimas décadas. 'Space Adventures' ha explicado que los ingenieros rusos está preparándola para su nuevo destino, lo que implica un cambio en los sistemas de comunicación y de navegación de la nave.

 

"También vamos a tener que cambiar el protector de calor porque tendrá volver a entrar en la Tierra a una velocidad significativamente mayor de lo habitual" en una misión lunar, ha explicado el presidente de 'Space Adventures', Tom Shelley. Aún así, se baraja la posibilidad de que quien los ingenieros guíen la cápsula de aterrizaje Soyuz hasta que se sumerja en la atmósfera y que ésta frene su velocidad, antes de caer a la superficie con un paracaídas.

 

La Soyuz también necesita un nuevo módulo habitacional para dar a la tripulación más espacio para vivir durante la semana de viaje desde la Tierra a la Luna y de regreso. En este sentido, Shelley ha señalado que la tripulación de esta misión estaría comandada por un cosmonauta profesional ruso y dos pasajeros --lo que le reportaría más de 220 millones de euros--.

 

"Básicamente estamos tomando el mismo Soyuz que vuela a la estación espacial, haciendoalgunas modificaciones para permitir que vaya en todo el momento al lado de la luna, y la adición de un módulo habitacional extra para que sea más cómodo para los pasajeros", ha añadido el presidente.

 

No es la única oferta que realiza esta empresa, que también tiene viajes programados a la Estación Espacial Internacional (ISS) por 38 millones de euros. Ya son 7 los turistas que han volado al módulo orbital y la octava ya está programada para 2015: será la cantante de ópera británica Sarah Brightman.