Dos detenidos por su presunta implicación en los últimos robos en iglesias

Pelabravo. Los arrestados fueron sorprendidos en el interior de un turismo, donde transportaban herramientas empleadas supuestamente en los robos
e. g.

Agentes de la Guardia Civil detuvieron la madrugada del domingo al lunes a dos hombres.Fueron arrestados cuando intentaban entrar en la parroquia del municipio de Pelabravo, y los agentes están investigando su presunta implicación en el resto de asaltos cometidos a iglesias de la provincia en las últimas semanas.

Según informó el portavoz del Instituto Armado, el arresto se produjo en torno a las 00.30 horas del pasado domingo, cuando los agentes que se encontraban patrullando por el municipio de Pelabravo descubrieron a los detenidos dentro de un turismo, próximo a la parroquia de la localidad. Durante el registro del vehículo, encontraron diversas herramientas empleadas presuntamente en los asaltos, así como matrículas de turismos.

Los dos individuos, cuyas identidades responden a las iniciales M. A. M. L., de 20 años, e I. M. M., de 19 años, ambos salmantinos, fueron arrestados por un delito de robo en grado de tentativa.

Dado la sucesión de robos que se han registrado en iglesias de la provincia en las últimas semanas, la Guardia Civil está investigando si los dos detenidos son también los presuntos autores del resto de asaltos.

En las últimas semanas, al menos, ocho iglesias han sido asaltadas por los ladrones. En concreto, los amigos de lo ajeno han entrado en las parroquias de Peñaranda de Bracamonte, Abusejo, Villares de la Reina, Santa Marta de Tormes, Cabrerizos, Arapiles, Mozárbez y Garcirrey.

En algunas de las iglesias, los asaltantes se apoderaron de ordenadores portátiles y proyectores, además del poco dinero que se encontraba almacenado en los cepillos y en los lampadarios. Incluso, en la iglesia de Santa Marta, se apoderaron del embutido que había sobrado de la Operación Bocata, además de cien euros en metálico. Tras estas detenciones, los agentes han abierto diligencias para comprobar que, por el modus operandi empleado, los dos detenidos son los presuntos autores de esta oleada de robos que se están registrando en la provincia, causando daños en los templos.