Detenidos dos varones al hallar en su coche 99 bellotas de hachís

El Montalvo II. Un perro detector de estupefacientes encontró las sustancias en la puerta del turismo. Rotonda de Tejares. Arrestan a un hombre marroquí de 53 años que escondía droga en su cuerpo
E. G.

La Guardia Civil de Salamanca detuvo en la madrugada de ayer a dos hombres de 32 años cuando transportaban en un vehículo 99 bellotas de hachís, que arrojaban un peso de un kilo, según informaron en un comunicado fuentes de la Comandancia de la Benemérita.

En concreto, los hechos ocurrieron en torno a las 00.10 horas de ayer, con motivo de un dispositivo montado en el polígono El Montalvo II, término municipal de Carbajosa, lugar donde una patrulla de la Guardia Civil del puesto de Santa Marta de Tormes, con un perro detector de drogas, procedió a la revisión e identificación de los ocupantes de un turismo en el que viajaban dos personas. Sin embargo, durante la inspección, el perro marcó una zona del vehículo por lo que los agentes procedieron a realizar una inspección más minuciosa del turismo. Finalmente, los agentes encontraron 99 bellotas de hachís, que arrojaron un peso de un kilo y que se encontraban escondidas en el panel de la puerta del turismo.

Tras encontar la droga, los agentes de la Guardia Civil procedieron a la detención de los dos ocupantes, con iniciales G. U. T. y J. A. V. P., ambos de 32 años de edad.

Por último, los arrestados pasaron en la mañana de ayer a disposición del Juzgado de Guardia y tras prestar declaración, fueron puestos en libertad.

124 bellotas en el cuerpo
Además, los agentes de la Guardia Civil detuvieron la madrugada del pasado domingo a un hombre, de nacionalidad marroquí, que escondía 124 bellotas de hachís en su cuerpo.

Los hechos sucedieron en torno a las 1.20 horas del pasado domingo, cuando los efectivos de la Sección de Intervención Rápida (SIR) de la Guardia Civil, estaban realizando un control con un perro detector de drogas a la altura del kilómetro 345, de la Nacional 630, concretamente, en la rotonda de Tejares. En el lugar, los agentes procedieron a dar el alto a un autobús de línea regular y durante la inspección de los viajeros, el perro marcó a uno de los pasajeros. Además, durante la inspección, el sospechoso, cuya identidad responde a las iniciales M. M. M., de 53 años y de nacionalidad marroquí se aquejaba de dolores intestinales que presentaba, comprobado finalmente, que llevaba las sustancias en el cuerpo, por los agentes decidieron trasladarlo al Hospital Clínico de Salamanca, donde desde ese día permanece ingresado expulsando bellotas del cuerpo. En total, el detenido ha expulsado 124 bellotas del interior de su cuerpo, que arroja un peso aproximado de 1,4 kilos.

Además, según fuentes cercanas al caso, el juez de guardia acudió en la tarde de ayer al Complejo Asistencias, ya que los facultativos no le dieron el alta hospitalaria y tras prestar declaración, permanece ingresado.