Detenido un trabajador de un banco por robar en las cuentas de ancianas

Mantenía un alto nivel de vida pero le habían bajado el sueldo

Los Mossos d'Esquadra han detenido al trabajador de una sucursal bancaria en Barcelona por robar presuntamente hasta 53.500 euros de cuentas corrientes de clientes, en su mayoría mujeres mayores, algunas con enfermedades degenerativas o terminales.

Manuel R.A., de 54 años, nacionalidad española y vecino de Barcelona, hizo valer presuntamente su situación profesional para obtener la confianza de las diferentes víctimas y defraudarlas, según ha informado este jueves la policía catalana en un comunicado.

El fraude consistía en extraer cantidades de entre 10.000 y 15.000 euros, que no quedaban justificados nunca, de diversas cuentas bancarias y, en algunos de los casos, falsificar la firma de las víctimas.

Los hechos coinciden en el momento en que Manuel R.A. cambió de cargo dentro de la entidad para pasar a cobrar una nómina inferior que afectó a su alto nivel de vida, según los Mossos.

Se le imputan ocho delitos de apropiación indebida y uno de falsificación de documento público, oficial o mercantil al presunto autor, por los que obtuvo 53.500 euros. La entidad bancaria inició una investigación interna a través de una auditoría ante la reiteración de irregularidades denunciadas por los clientes, que concluyó con un amplio informe que la policía acabó de cerrar. Pudieron comprobar cómo el presunto autor no anotaba las operaciones en las libretas de los clientes pero sí lo hacía en otros soportes, y también que se habían hecho reiteradas consultas, en muchos casos excesivas o injustificadas, sobre cuentas de los afectados.

Por todo ello, los agentes localizaron y detuvieron a Manuel R.A. que, después de declarar en sede policial, pasará a disposición judicial.