Detenido tras ser reclamado por la Interpol por defraudar nueve millones de euros

Paseo de Carmelitas. El arrestado, de 63 años y natural de Hong Kong, consiguió depósitos de dinero fingiendo mantenerlos para realizar operaciones
E. G.

La Policía Nacional detuvo ayer a un ciudadano de Hong Kong acusado de estafar unos nueve millones de euros en más de 110 países. Presuntamente, el detenido conseguía depósitos de dinero fingiendo mantenerlos para realizar operaciones, según informó la Comisaría de la Policía Nacional.

El arresto se produjo en torno a la 01.00 horas en un establecimiento hotelero ubicado en el paseo de Carmelitas, número 67. La detención de G. R. D. A., de 63 años y natural de Hong Kong, aunque con pasaportes australiano y portugués, se produjo como consecuencia de una orden decretada por la Interpol, para extraditarlo a Hong Kong, por una presunta estafa y fraude. G. R. D. A., contable público y miembro de una empresa que ofrecía servicios de consultoría especializada en contabilidad, seguros e impuestos en más de 110 países sería presunto autor de una estafa consistente en conseguir depósitos de dinero fingiendo mantenerlos para realizar operaciones, alcanzando presuntamente la defraudación más de 96 millones de dólares de Hong Kong, aproximadamente unos 9 millones de euros. En el momento de arresto, los agentes le intervinieron, en distintas bolsas y sobres, 14.680 euros y 277 libras esterlinas, además de tres agendas, un dispositivo de almacenamiento tipo pen-drive y un portafolios con documentos. El arrestado pasó ayer a disposición judicial.