Destituyen a un jefe de Policía Local acusado de prostitución de una menor

El que fuera jefe, ya destituido, de la Policía local de Puente Genil, en Córdoba, está acusado de mantener sexo a cambio de dinero con una joven de 17 años.

El alcalde de Puente Genil, Córdoba, Esteban Morales (PSOE), ha firmado este martes el decreto de cese como jefe de la Policía Local del inspector Lorenzo Humánez Aguilar, acusado de un delito relativo a la prostitución, la explotación sexual y la corrupción de menores supuestamente cometido sobre una joven de 17 años de edad, con la que presuntamente mantuvo sexo a cambio de dinero.

 

Según informa el Ayuntamiento en una nota, el alcalde ha adoptado esta decisión tras la celebración este lunes del juicio oral y "las contradicciones en las que el jefe de la Policía habría incurrido respecto al expediente informativo que se le tramita en el Consistorio en relación a la vista".

 

Cabe recordar que la Fiscalía pide una pena de dos años de prisión y multa de 4.500 euros para el ex inspector jefe de la Policía Local, quien este lunes manifestó ante el juez que conoció a la joven a través de un 'chat' y tras hablar con ella con su teléfono oficial le dijo que estudiaba "para modelo" y que "quedaba con chicos a cambio de recompensa económica".

 

De este modo, relató que viajó a Córdoba capital un día de la feria de 2010 acompañado de su hermano y otro agente, ante lo cual reservaron una habitación doble de un hotel por si bebían y se quedaban a pasar la noche. Si bien, se marcharon a raíz del "episodio tan desagradable" vivido en la puerta, cuando después de avisar a la joven de que estaría en el citado hotel, se presentó allí, pero "no coincidía en nada con las características físicas" que supuestamente le aportó ella a él por teléfono.

 

Al respecto, explicó que le dijo que ella lo había "engañado" y le pidió el DNI, por si quería dar "problemas", pero "se puso muy nerviosa" y no se lo dio, al tiempo que le advirtió de que se lo traería e iría "con más gente", según el testimonio del agente, quien ha señalado que estaba "descompuesto" y decidieron regresar a Puente Genil, porque se les habían quitado las ganas de feria "totalmente".

 

Además, a preguntas del fiscal, negó que ocultara a la joven detrás de una columna en la recepción del hotel y dijera que era "su sobrina", así como que utilizara la habitación del hotel, según ha expuesto el fiscal sobre declaraciones del recepcionista en la fase de instrucción. Igualmente, ha negado que mantuviera relaciones con ella en la zona de El Arenal de Córdoba, de modo que aseguró que "nunca" tuvo relaciones con ella y subrayó que aparentaba tener "como mínimo 20 años".