Del 'minuto azul' de la afición al 'partido azul' del equipo

Avenida se enfrenta al Girona con la necesidad de una victoria

Perfumerías Avenida tiene esta noche un partido clave esta temporada, un encuentro, el penúltimo de la primera vuelta de la fase de clasificación de la Euroliga, que adquiere la condición de fundamental.

Perfumerías Avenida tiene esta noche un partido clave esta temporada, un encuentro, el penúltimo de la primera vuelta de la fase de clasificación de la Euroliga, que adquiere la condición de fundamental porque no puede permitirse más tropiezos si quiere pensar en la clasificación, da igual en qué posición. Queda toda la segunda vuelta por delante pero pensar en recuperar el terreno perdido se contempla como complicado y el Novi Zagreb tiene toda la pinta de ser su principal rival en esta lucha.

 

Todos los que rodean a Avenida son conscientes de la importancia del choque ante el conjunto croata y muestra de ello es la iniciativa ‘minuto azul’ que se ha extendido entre sus aficionados y que consiste en aprovechar el primer minuto de cada cuarto para redoblar los ánimos habituales desde la grada. Un empuje que debe sumarse al esfuerzo del bloque de Alberto Miranda para teñir, no un minuto, sino los 40 del color del equipo salmantino.

 

Tanto la escuadra local como el equipo croata llegan a este enfrentamiento con una única victoria en su casillero, la del Novi Zagreb cosechada la semana pasada en su feudo ante el Mondeville. Por eso se espera a un rival con mayor confianza y que cuenta en sus filas con jugadoras importantes, principalmente la veterana que parece vivir una segunda juventud y de cuya aportación puede depender en buena medida la suerte del bloque. Atención también al acierto exterior en jugadoras como Matea Vrdoljak o Mirna Mazic.

 

Avenida viene de ganar con apuros en la Liga española y de caer de forma abultada frente a Ekaterinburg, aunque dejando una buena sensación durante 30 minutos sin Le’Coe Willingham. Hay jugadoras como Antoja o Fernández que arrastran problemas físicos después de unas semanas de mucho desgaste pero ni una ni otra deberían tener problemas para ser de la partida y conseguir, junto a sus compañeras, que Würzburg viva ‘un partido azul’

 

El duelo en el pabellón salmantino comenzará este miércoles a las 20.30 horas.