Deja el estrés en casa durante las vacaciones con estos consejos

Para muchos, las vacaciones pueden resultar incluso más estresantes que el trabajo. Aquí, unos consejos para disfrutar de las vacaciones de la mejor manera posible. 

La planificación de las vacaciones y cambiar las rutinas suele provocar ansiedad o estrés ya que, por ejemplo, según datos de las consultas de pacientes recibidos en Coaching Club durante junio, julio y agosto, ocho de cada diez españoles tienen problemas a la hora de comenzar la temporada estival.

 

"Hasta el más equilibrado de los mortales, puede ser víctima de un estrés más perjudicial, por inesperado, que el que sufrimos en plena temporada laboral. Coger vacaciones es una necesidad, una forma de preservación y recuperación personal. Es necesario despejarse y salir de nuestro esquema habitual, sin embargo, estamos acostumbrados a poner el piloto automático en nuestra rutina diaria y el solo hecho de cambiar de esquema para algunos supone un movimiento que los descoloca", ha asegurado la terapeuta Verónica Rodríguez Orellana.

 

Además, mientras se busca el lugar, planifica, se hace el presupuesto, hay que seguir en el día a día del trabajo, familia o niños, lo que hace a veces muchas personas no lleguen a todo, y si lo hacen, el estrés acumulado les puede jugar una mala pasada cuando están en pleno descanso.

 

"Por otro lado, para quienes el trabajo lo es absolutamente todo viven el periodo vacacional con muchísima ansiedad. Ya antes de partir son víctimas de pensamientos catastróficos 'nadie lo hará como yo, la oficina será un caos'. Delegar, delegar y delegar. Es la receta mágica para acabar con las negativas que les impiden disfrutar de un merecido descanso", ha explicado.

 

Con el fin de mantener a raya el estrés, descansar, relajarse y divertirse, Coaching Club Madrid ha aportado 10 consejos:

 

1. Planificar con tiempo el viaje.

 

2. No contemplar las vacaciones como la solución a una crisis de pareja.

 

3. Desconectar y establecer límites con el trabajo.

 

4. Evitar el uso abusivo de aparatos tecnológicos.

 

5. Dedicar tiempo a actividades placenteras.

 

6. Fomentar la comunicación con la familia, pareja o amigos.

 

7. Llevar una alimentación equilibrada.

 

8. Dormir ocho horas diarias.

 

9. No autoimponerse nada de manera radical.

 

10. Intentar que la vuelta a la rutina sea de manera gradual.

 

OTROS PAUTAS PARA HUIR DEL ESTRÉS

 

A todos estos consejos se suman los aportados por expertos de los centros Nascia:

 

1. Los niños en verano son más demandantes de los padres al disponer de más tiempo libre, por lo que es fundamental el diálogo con los hijos para poder explicarles la situación de forma pausada y tranquila.

 

2. El exceso de calor puede modificar el carácter, volviéndonos más irascibles. Una correcta hidratación y no plegarse a la sensación de angustia por el calor ayuda a no caer en episodios de ansiedad.

 

3. Conciliar el sueño es complicado en los meses de mayor calor nocturno. Técnicas que faciliten la conciliación del sueño frente al calor, como ejercicios de respiración pausados que requieran ciertas dosis de concentración para aislarnos de factores externos como el calor. Si a eso le sumamos una ducha refrescante antes de dormir o un pequeño ventilador, conciliar el sueño está al alcance de nuestra mano.

 

4. Dedicar un tiempo a realizar ejercicios de relajación relacionados con la respiración y empleando técnicas que fomenten la concentración. 

Noticias relacionadas