De la Barrera: "Parece que el Guijuelo tiene que ser campeón y eso está lejos de la realidad"

Rubén de la Barrera, en el entreno de este 11 de mayo (Foto: Chema Díez)

El entrenador del CD Guijuelo hace un balance de la temporada y reconoce que van a Gijón a por la victoria para intentar ser quintos.

El CD Guijuelo encara el último partido de la temporada echando de menos un mes y medio más de competición que le permitiese luchar por un play off que se escapó hace más tiempo del esperado. Pero, las cosas vienen como vienen, y el equipo está teniendo un final de temporada brillante que le ha llevado a, salvo hecatombe, jugar la Copa del Rey la próxima temporada por tercer año consecutivo.

 

No en vano, la realidad se llama Sporting de Gijón B en el último partido de la campaña, donde el Guijuelo irá a ganar ante un conjunto asturiano que se juega la vida. "Si nos basamos en lo que pasó el año pasado, estamos en Copa del rey, pero en esta ocasión cambian las cosas y lo importante es el partido del domingo. Vamos a por la victoria en Gijón e intentar quedar quintos".

 

El rival agoniza y no será fácil. "La situación es la que es; en la primera vuelta también venían en una situación complicada y nos ganaron 0-2. Allí intentaremos ser superiores en juego y, además, más contundentes en área rival", explicó.

 

De la Barrera también dejó claro que su "ansiedad puede pesarles por la situación que atraviesan y eso puede ser un factor importante. No dependen de ellos y deben mejorar el resultado del Cacereño".

 

BALANCE POSITIVO DEL AÑO

 

Por otro lado, De la Barrera hace un balance positivo de esta temporada, sin ninguna duda. "En lo que respecta a mi persona, lo que quería era mejorar mi primer año, aunque era algo muy complicado. No en vano, es cierto que mi primera temporada condicionó la siguiente porque el equipo quedó quinto y pareció que no era nada, de lo peor del club. Y pensar eso es algo surrealista...", aseveró.

 

Pero, si el equipo logra la victoria en Gijón sumaría 60 puntos y se quedaría a solo uno de la mejor puntuación de la historia del equipo en segunda B (61 las dos pasadas campañas). "De cara al exterior la mejor clasificación fue la del play off más allá de los puntos, de goles... a mí eso me dice poco. Lo que me llena es lograr objetivos y cumplirlos. Mi presencia aquí y la comparativa con el primer Guijuelo está ahí y lleva a pensar que este equipo tiene que ser campeón de Liga. Y eso se aleja mucho de la realidad", concluyó.

Noticias relacionadas