Cuatro meses de cárcel para el acusado de amenazar a su pareja con un cuchillo

Juicio rápido. El arrestado no podrá acercarse a la víctima durante doce meses. Ciudad Rodrigo. Detenido un joven por agredir a su excompañera
E. G.

El hombre de 47 años de edad que en la tarde del pasado sábado fue detenido por un presunto delito de violencia de género, acusado de insultar, golpear y amenazar con un cuchillo a su pareja sentimental, fue condenado a cuatro meses de prisión y al alejamiento de la víctima durante un periodo de doce meses, según informaron fuentes jurídicas.

Pese a la condena de cuatro meses de prisión, como el imputado, cuya identidad responde a las iniciales M. M. S. carece de antecedentes penales y la condena es inferior a los dos años, no tendrá que ingresar en prisión, aunque sí tendrá que cumplir la orden de alejamiento.

Los hechos ocurrieron en torno a las 19.00 horas del pasado sábado, en una vivienda ubicada en la calle Ciudad de León, en Santa Marta de Tormes. La Guardia Civil recibió el aviso de que una persona estaba siendo agredida por su pareja. Cuando llegaron al lugar la víctima les indicó que el acusado llegó a la vivienda, al parecer con síntomas de embriaguez. La víctima se había arreglado para salir a dar una vuelta y, sin motivo aparente, el arrestado presuntamente comenzó a insultarla, golpearla y amenazarla de muerte cuando ésta le manifestó que le iba a denunciar. En un momento dado el detenido esgrimió un cuchillo de cocina con la intención presuntamente de agredir a la víctima, aunque finalmente no lo consiguió ya que el hijo de la víctima se lo quitó. En ese momento, en el domicilio también se encontraban dos hijas de la pareja, de dos y cuatro años, que presenciaron la agresión.

Tan sólo un día después, la Guardia Civil y la Policía Local detuvieron la madrugada del domingo al lunes a un joven de 30 años, de iniciales J.A.C.A., acusado de un presunto delito de violencia de género, según la agencia Efe. El arresto se produjo, según la agencia, en la calle Hermanos García Carrafa, cuando los agentes fueron alertados de que había una riña. Presuntamente, el arrestado agredió a la mujer en la cara y en el cuello, precisando asistencia médica.