Crean una maleta que 'camina sola' junto a ti

¿Estás cansado de llevar a cuestas o arrastrando las maletas cada vez que te vas de viaje? La compañía NUA Robotics ha desarrollado la solución perfecta para tu problema: una maleta que sigue tu camino de forma autónoma por donde quiera que vayas. 
 

El aparato de la empresa de robótica israelí ha sido presentado en el CES de Las Vegas de este 2016 y se trata de un prototipo que esperan ir mejorando conforme prosiga su desarrollo hasta que aterrice en el mercado, si todo sale como esperan, dentro de un año. 

 

La maleta combina una cámara para una visión computerizada con una serie de sensores que le permiten circulan en una superficie plana mientras va sorteando los diferentes obstáculos – ya sean objetos o personas, incluso, en movimiento – que se va encontrando en su recorrido. Es gracias al sistema de navegación que incorpora lo que le da la posibilidad de seguir a su dueño. 

 

La comunicación de este dispositivo con el usuario se hace a través de una señal bluetooth que se conecta con una aplicación para 'smartphone'. Así, se podrá saber dónde se encuentra en todo momento, ver de cuánta autonomía dispone – funciona por batería recargable –, tener controlado el peso de lo que se guarda en su interior y hasta ver lo mismo que recoge el software a través de la cámara. 

 

Además, cuenta con un sistema de alarma antirrobo integrado y el usuario podrá cargar en ella diferentes aparatos electrónicos – actúa, pues, también como un cargador “portátil” -. La lentitud del aparato se debe a “razones de seguridad”. 

 

“Todo tipo de objetos pueden ser inteligentes y robóticos. Queremos traer robots al día a día de las personas”, ha explicado el CEO de la compañía, Alex Libman para el medio citado.

 

Desde NUA Robotics también aseguran que esta misma tecnología se podría aplicar a otros objetos que no sean maletas, como, por ejemplo, a los carros de la compra de los supermercados o en aquellos que necesiten de una autonomía para que personas con discapacidad puedan valerse de ellos. 


 



 

Foto: EP