Control de velocidad en Santa Marta de Tormes hasta el 24 de abril

TRIBUNA

La velocidad inadecuada estaba presente en el 10% de los accidentes con víctimas que tuvieron lugar en 2014, un porcentaje que se eleva al 17% cuando el accidente con víctimas se producía en vía interurbana.

La Policía Local de Santa Marta de Tormes ha iniciado una nueva campaña de control de velocidad en coordinación con la Dirección General de Tráfico que se prolongará hasta el próximo día 24 de abril y que pretende concienciar a los conductores de los riesgos de exceder los límites permitidos.

 

La velocidad inadecuada estaba presente en el 10% de los accidentes con víctimas que tuvieron lugar en 2014, un porcentaje que se eleva al 17% cuando el accidente con víctimas se producía en vía interurbana. En el caso de los accidentes mortales se apreció que en un 21% de ellos la velocidad fue un factor concurrente en el accidente.

 

En 2014 fallecieron 336 peatones en accidentes de tráfico, lo que supone el 20% del total de fallecidos, 1.902 resultaron heridos hospitalizados, el 20% del total de heridos hospitalizados y 10.625 fueron heridos no hospitalizados, el 9% del total correspondiente.

 

Según un informe de la Organización Mundial de la Salud, los peatones incurren en un riesgo de en torno al 80% de morir atropellados a una velocidad de impacto de 50 km/h, mientras que el riesgo se reduce a un 10% con una velocidad de 30 km/h.  A partir de una velocidad de 80 km/h las posibilidades del peatón de no resultar muerto son prácticamente nulas. Para los ocupantes del automóvil, llevar puestos los cinturones de seguridad en coches bien diseñados puede proporcionarles protección para una velocidad máxima de 70 km/h en impactos frontales y de 50 km/h en laterales.

 

Con esta son ya varias las campañas que esta Policía Local ha realizado en coordinación con la DGT, unas campañas con las que se pretende no sólo concienciar sino demostrar que una velocidad adecuada podría acabar con la cuarta parte de los muertos en accidentes de tráfico por exceso de velocidad.