Consumo alerta de la toxicidad de pinturas de dedos para niños

Pintura de dedo

La Inspección de Consumo de la Junta de Castilla y León, adscrita a la Dirección General de Comercio y Consumo, ha tomado medidas para evitar la venta de estos productos y retirarlos del mercado.

La Junta de Castilla y León ha activado el protocolo para hacer frente a la alerta emitida por la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aecosan) en relación a pinturas de dedos para niños por contener arsénico, plomo, cadmio, moho y levaduras en niveles superiores al máximo autorizado. La alerta ha trascendido tras la decisión de Asturias de suspender cautelarmente del uso de toda clase de pinturas de mano en los colegios del Principado.

 

La Inspección de Consumo de la Junta de Castilla y León, adscrita a la Dirección General de Comercio y Consumo, ha tomado medidas para evitar la venta de estos productos y retirarlos del mercado. Para ello está contactando con los establecimientos de la Comunidad que figuran en la lista de clientes facilitada por las empresas distribuidoras, en los que hasta el momento no se ha detectado ninguna de las pinturas sobre las que ha alertado la AECOSAN, que son las que se relacionan en el documento adjunto.

 

No obstante y dado que se trata de material susceptible de ser utilizado por la población de menor edad, la Dirección General de Comercio y Consumo quiere hacer llegar esta información a las familias a través de los medios de comunicación.

 

Junto a esto, se ha notificado lo ocurrido a la Dirección General de Política Educativa Escolar, para que inste a todos los centros educativos de la Comunidad a la retirada de los productos sobre los que pesa la alerta, instrucción que se les transmitirá a través de las nueve direcciones provinciales de Educación.