Cofely, la empresa núcleo de la trama corrupta, borra de su web todos los contratos sospechosos

Web de Cofely en el que aparece el proyecto SmartZA.

Borra de su web las adjudicaciones con los ayuntamientos afectados por el escándalo, caso del contrato con Parla por 54,7 millones. Cuatro de sus directivos han sido detenidos.

Cofely, empresa sobre la que pivotó gran parte de la trama que investiga la 'Operación Púnica', ha eliminado de su página web toda la información que pudiera tener sobre adjudicaciones con ayuntamientos implicados en la trama y cuyos alcaldes, como en el caso de Parla, han sido detenidos.

 

Ayer a última hora de la tarde se podía ver como primera de las noticias de actualidad en su página web una información sobre un acuerdo con el alcalde de este municipio, José María Fraile, de julio de 2013. En la misma, se leía que la empresa había resultado "adjudicataria del contrato de servicios energéticos para diversas instalaciones municipales (edificios, alumbrado público y semáforos) del Ayuntamiento de Parla". El contrato tenía una duración superior a 15 años y una cifra de negocios global de 54,7 millones de euros. Según indicaba, a cambio tenía "previsto conseguir unos ahorros energéticos cercanos al 40 por ciento en el alumbrado público y de más del 6 por ciento en el consumo eléctrico de los edificios, lo que supone la disminución de casi 1.000 toneladas anuales de CO2".

 

Sin embargo, a primera hora de esta mañana ya no hay rastro de la información y cuando se quiere intentar 'leer más' acerca de la misma, dice que la "noticia ya no existe". De hecho, la última información que aparece en este apartado de 'Actualidad' corresponde a diciembre de 2012 sobre un proyecto de Cofely lidera junto a la ciudad de Zamora para impulsar las Smart Cities.

 

Cofely, empresa filial de la multinacional francesa CDF Suez, era la compañía sobre la que "pivotaba gran parte de la trama" en la que el exconsejero y exsecretario general del PP de Madrid Francisco Granados, también detenido este lunes, hacía la labor de conseguidor de adjudicaciones públicas a cambio del cobro de comisiones ilegales. La Guardia Civil detuvo ayer a cuatro altos cargos de la empresa en Madrid, entre ellos a su director general, de nacionalidad francesa. En esta sede madrileña trabaja desde abril de 2013 Miguel Ángel Villanueva, que fuera vicealcalde de Madrid hasta su dimisión tras la tragedia del Madrid Arena, aunque él no se encuentra entre los cuatro detenidos.