COAG pide que se vigile a la gran distribución para que no repercuta el alza del IVA en origen

La subida en este sector supondrá un sobrecoste anual superior a los 412 millones de euros

La organización agraria COAG ha afirmado que es fundamental vigilar que la gran distribución no abuse de su posición de dominio en la cadena alimentaria, repercutiendo la subida del IVA sobre los productores para no trasladarla a los consumidores en una estrategia comercial para tratar de no perder ventas.

En este sentido, ha reclamado al Ministerio de Agricultura mayor celeridad y agilidad en el proceso de de elaboración de la Ley de mejora de la cadena agroalimentaria, básica, en su opinión, para que agricultores y ganaderos puedan negociar precios en condiciones de igualdad con el resto de eslabones de la cadena.

La subida del IVA anunciada por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, supondrá un sobrecoste anual superior a los 412 millones de euros para los profesionales del sector agrario.

Del análisis de los principales costes de producción, destaca el sobrecoste anual en piensos (188 millones de euros), al pasar el IVA del 8% al 10%, en energía y lubricantes (46 millones), tras elevarse el IVA desde el 18% al 21%, y en fertilizantes (31 millones).

El Consejo de Ministros aprobó el pasado viernes, dentro del Real Decreto de la Ley de medidas para la estabilidad presupuestaria, la adecuación del porcentaje de compensación de IVA de agricultores y ganaderos atendiendo la petición de COAG y del conjunto del sector agrario.

De esta manera, el porcentaje de compensación del IVA pasa del 8,5% al 10,5% para los ganaderos y del 10% al 12% para los agricultores.

Aunque esta medida responde a las peticiones de las organizaciones agrarias, COAG ha considerado que se ha perdido la oportunidad para equiparar el IVA compensatorio de ganaderos y agricultores, puesto que el consumo de piensos supone la mitad del gasto total en insumos agrarios.