"Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio" lamenta que el Plan de Movilidad llegue con carencias y malas ideas

Aseguran que obvia la movilidad de los habitantes de los municipios y urbanizaciones situadas en el alfoz de la ciudad
La Asociación "Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio" celebra que, diez años después, el Ayuntamiento de Salamanca presente un proyecto de Plan de Movilidad de la ciudad, un documento demandado por su importante papel en la planificación de los movimientos dentro del casco urbano. Tal es su importancia que durante todos estos años la falta de planificación ha llevado a que se acometieran, e incluso se propusieran, infraestructuras de dudoso interés y conveniencia para la ciudad, además de abocar a Salamanca a un profundo retraso en materia de movilidad urbana sostenible. Son, precisamente, los errores cometidos y el tiempo perdido, dos de las motivaciones que deberían dotar de ambición a este proyecto de Plan de Movilidad.

Una primera lectura del documento sirve para entender que éste no es el Plan de Movilidad que Salamanca necesita y espera: obvia la movilidad de los habitantes de los municipios y urbanizaciones situadas en el alfoz de la ciudad (falta un Plan Comarcal); no contempla medidas de calado que mejoren el tránsito peatonal en los barrios (sólo atiende a vías principales y céntricas); no prevé la creación de un Plan Especial de Movilidad para el Casco Histórico (con pautas más restrictivas que este proyecto de Plan General de Movilidad); y se limita a poner los coches en los aparcamientos y las bicis en los carriles-bici.

Los largos plazos que el proyecto de Plan de Movilidad se marca para la peatonalización total del centro histórico y comercial contrastan con la inmediata peatonalización de algunas calles desde el próximo lunes. Esta última medida deslegitima al propio Plan, al demostrar que no es necesaria la vigencia del mismo para hacer de Salamanca una ciudad mejor. Además, ese gesto, se entiende como una advertencia sobre la falta de disponibilidad del Ayuntamiento para aceptar sugerencias y modificaciones antes de la aprobación definitiva.

En cuanto a infraestructuras, además del carril-bici que desde nuestra Asociación entendemos como inútil, y no sólo por su diseño, si no porque la bici debe ir sustituyendo al coche en la calzada, el documento presentado acepta el mandato municipal de construir ciertos puentes y aparcamientos subterráneos como los de Alamedilla, San Cristóbal y Bretón - San Román. Todos ellos sin justificación alguna, destructivos y con graves consecuencias para la ciudad y la ciudad histórica de llevarse a cabo.

El proyecto es, en líneas generales, una huida hacia adelante del fracasado modelo de ciudad basado en satisfacer una supuesta demanda con más oferta. Creemos que hay que establecer políticas encaminadas a reducir el uso del automóvil privado, a la vez que se mejora el transporte público, se potencian los medios de transporte sostenible y ligeros y se protege y facilita el tránsito de los peatones.

La ubicación del Centro de Recepción de Turistas (acertadamente reducido a una parada de autobuses, sin más) se propone en un emplazamiento aun peor que el anteriormente contemplado. Desde nuestra Asociación confiamos en la salvaguarda de la zona ajardinada de la Calle Balmes y que ésta no se vea invadida por los autocares. El documento contempla otras ubicaciones, y existen más, que serían menos invasivas y destructivas que la propuesta.

El Plan de Movilidad presentado no resuelve los problemas que ocasiona el servicio de carga y descarga en las zonas peatonales o las terrazas de establecimientos hosteleros en viales muy concurridos; obvia la demanda que se produce en las estaciones de tren y ferrocarril (no entra en el debate sobre sus emplazamientos presentes y futuros); centraliza las paradas del autobuses interurbanos en el Paseo del Rector Esperabé (cerca de la Vaguada de la Palma); y no elimina en el corto plazo el tráfico en la zona San Polo – Dominicos – Rosario.

La Asociación "Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio" estudiará con detenimiento el Plan de Movilidad, participará en cuantos foros se convoquen y presentará cuantas alegaciones estime oportunas, sin mucha confianza porque sean tenidas en cuenta, pero con la intención de lograr un Plan de Movilidad más sostenible, para las personas y el patrimonio monumental, que el presentado.