“Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio” anima a las instituciones a retirar el cableado del centro histórico

La asociación considera que la ausencia de voluntad y de planificación está llevando a Salamanca a un grave retraso en este aspecto.

La Asociación “Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio” ha trasladado al Ayuntamiento de Salamanca y a la Comisión Territorial de Patrimonio Cultural su preocupación por la situación del cableado en el casco histórico de Salamanca.

 

Para esta asociación, "el cableado todavía hoy menoscaba la imagen del conjunto histórico", y ponen como ejemplo la entrada a la Plaza Mayor por la Plaza del Corrillo. Denuncian esto no debería suceder en una ciudad "conocida mundialmente y visitada cada año por multitud de turistas llamados por la monumentalidad de su conjunto histórico, declarado Bien de Interés Cultural y Patrimonio de la Humanidad, en el que buscan valores intangibles de autenticidad". Por este motivo, “Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio” ha solicitado a las instituciones competentes que estudien la retirada de ese conjunto de cables y que se planteen lo mismo para otros puntos "especialmente llamativos"; también piden estudiar con mayor detalle la situación del cableado en el casco histórico y elaborar un plan de actuación para su retirada, traslado u ocultación de acuerdo a la legislación existente.

 

A juicio de la Asociación “Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio”, la acción institucional en esta materia está bloqueada por la falta de voluntad institucional, lo que "deja a nuestra ciudad muy retrasada en materia de eliminación de cableado por su impacto visual".

 

Pero no sólo la presencia de cableado supone una pérdida de la esencia del conjunto monumental: “Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio” considera que la cartelería (rótulos, neones, muppis...) y las antenas de telecomunicaciones resultan "elementos extraños en el paisaje de la ciudad histórica", por lo que ven necesario que se marquen las pautas para que éstos otros elementos dejen de tener tanta presencia en las calles de la Ciudad Vieja de Salamanca.