"Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio" alerta sobre la pérdida de vistas hacia el Teso de las Catedrales desde la Calle Peñuelas de San Blas

(Foto:F.Rivas)

La construcción de un edificio de dos plantas de altura ocultaría La Purísima, la Clerecía, la Universidad Pontificia y la Catedral Nueva.

La Asociación "Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio" de Salamanca ha alertado a las instituciones competentes en materia de patrimonio cultural ante la pérdida de vistas hacia el Teso de las Catedrales con la construcción de un edificio de dos plantas de altura, según el PGOU, en la parcela de los números impares de la Calle Peñuelas de San Blas (situada dentro de la delimitación del Conjunto Histórico de Salamanca y del propuesto Plan de Gestión Integral).



"De materializarse la construcción de ese edificio, se ocultarían las visuales hacia La Purísima, la Clerecía, la Universidad Pontificia y la Catedral Nueva. Esto supondría un menoscabo a los valores intangibles del paisaje urbano histórico y arquitectónico heredado tras una transformación contemporánea carente de sensibilidad y respeto por el paisaje urbano de la Ciudad Vieja de Salamanca", han manifestado desde la asociación.



Así lo considera el proyecto inicial de Plan de Gestión Integral presentado por el Ayuntamiento de Salamanca en diciembre de 2013. Para este documento las “panorámicas estables” son “indisociables de la lectura sobre el asentamiento urbano tradicional y de su singularidad geográfica” puesto que “las visiones hacia la ciudad y desde la ciudad son una parte importante del valor cultural de la Ciudad Histórica, y contribuyen a la comprensión de las relaciones entre sus elementos integrantes y el territorio. Siendo aquellas visuales en las que participan los elementos más reconocibles del perfil histórico, las que cobran mayor importancia”.



Este concepto también es defendido en el Memorandum de Viena “Patrimonio Mundial y Arquitectura Contemporánea. La gestión del Paisaje Urbano Histórico”, de aplicación en Salamanca, al considerar que las nuevas edificaciones y el progreso de la sociedad tienen que respetar el perfil de la ciudad porque “la autenticidad y la integridad de la ciudad histórica no pueden ser cuestionadas ni puestas en peligro” ya que “los aspectos económicos deben quedar subordinados a los objetivos de preservación del patrimonio histórico”. Este Memorandum, de obligado cumplimiento por el Estado Español, aboga por la realización previa de “estudios de impacto, tanto visuales como culturales”. De igual forma, el Convenio Europeo del Paisaje defiende la salvaguarda de principios de identidad que “conservarán y mantendrán aspectos significativos o característicos de un paisaje, justificados por su valor patrimonial derivado de su configuración natural y/o la acción del hombre”.

 

Por todo ello, "Ciudadanos por la Defensa del Patrimonio" ha solicitado que se estudie la situación expuesta con el fin de preservar las representaciones de Salamanca desde todos los miradores desde los que todavía hoy se percibe la ciudad histórica. De igual forma, se ha pedido conocer los motivos por los que siete años después de la aprobación del Plan General de Ordenación Urbana, el Ayuntamiento de Salamanca no ha redactado y aprobado un Plan Especial de Protección para el Conjunto Histórico declarado Bien de Interés Cultural.