Chema Aragón o el silencio oscuro en el CD Guijuelo

Chema Aragón, en El Municipal (Foto: Chema Díez)

El director deportivo del CD Guijuelo cuenta con la confianza del presidente para dirigir el nuevo proyecto del equipo de cara a la temporada 2016-17. ¿Tendrá en cuenta el presidente del club su nefasta gestión al margen de lo deportivo?

El CD Guijuelo ya ha comenzado a planificar la campaña 2016 - 2017 y lo hace con Chema Aragón como principal baluarte en el apartado deportivo, pese a una campaña con muchas sombras. Quizá demasiadas, en lo extradeportivo.

 

Así, el presidente del club, Jorge Hernández, confía este nuevo proyecto al 'gestor' deportivo que ha tenido la callada por respuesta en los momentos complicados del club, pasando la responsabilidad de las situaciones al entrenador, Rubén de la Barrera, a los popios jugadores y, principalmente, al presidente de esta entidad deportiva.

 

De hecho, pocos años se recuerdan con más problemas internos que el actual, en el que la cobardía y la falta de responsabilidad han llevado a Chema Aragón a no dar la cara por sus jugadores y a parar los golpes, como si hizo durante dos años el anterior gerente y ex jugador del CD Guijuelo, Chema Jiménez.

 

Así, y durante esta campaña, en la que el equipo ha logrado el éxito de la Copa del Rey, son muchos los que critican no la gestión deportiva de Aragón, si no su silencio oscuro que generó confusión y dudas en la plantilla y su entorno hasta el punto de llevar al equipo a una racha que pagó muy cara.

 

La situación llegó hasta tal punto que incluso los capitanes, Jonathan Martín y Ángel Sánchez, se vieron obligados a salir a la palestra después de la derrota del equipo frente al Pontevedra, partido en el que no se completó la convocatoria (14 jugadores) y Diego Rivas y Nacho Rodríguez no podían jugar porque iban a abandonar el club. Entonces, dos jugadores con contrato como Antonio Moreno y José Romero ese encontraban de vacaciones pagadas por orden de una dirección deportiva que no encontró recambios antes de tomar esta decisión.

 

Después de este esperpento, el responsable de la parcela deportiva y encargado de dar la cara y explicaciones sobre esta situación, optó de nuevo por el silencio ya que de manera oficial aún nadie ha dado explicaciones. Igualmente, Chema Aragón no explicó en ningún momento los motivos de la salida del club de Javi Barrio, ni de Néstor Gordillo, mientras que la situación de Nacho Rodríguez se explicó a medias, dando lugar a especulaciones y a un ambiente enrarecido dentro del vestuario por falta de información.

 

Ahora, y tras un año difícil en lo extradeportivo, que ha influido en lo deportivo (basta con ver los resultados en enero y febrero), el CD Guijuelo vuelve a confiar en Chema Aragón para que, además de fichar, sirva de enlace entre el club y los medios de comunicación, más que cuestionable, especialmente con éste, muy crítico con su gestión. 

 

No hay que olvidar que su máxima nada más llegar al club y algo de lo que presumió, no fue otra cosa que el trato equitativo para todos los medios de comunicación, cuando este hecho no ha sido así, ni mucho menos en todos los apartados.

 

Su silencio (oscuro) solo genera incertidumbre y mal ambiente en el club y su gestión hace que muchos en la localidad salmantina echen de menos a Chema Jiménez, que se encargaba de algo más complicado que gestionar el club y confeccionar la plantilla: 'apagar' fuegos, mientras que Aragón solo los ha avivado.