CD Guijuelo: ¿año nuevo… permanencia segura?

(Foto: Chema Díez)

El equipo de Rubén de la Barrera puede cerrar su continuidad un año más en Segunda B si gana los tres próximos partidos frente a Avilés, Caudal y Zamora. La salvación rondará los 40 puntos.

 

 

SALVACIÓN EN CAMPAÑAS ANTERIORES

 

2006 - 07: 45 PUNTOS

 

2007 - 08: 42 PUNTOS

 

2008 - 09: 46 PUNTOS

 

2009 - 10: 45 PUNTOS

 

2010 - 11: 39 PUNTOS

 

2011 - 12: 46 PUNTOS

 

2012 - 13: 45 PUNTOS

 

MEDIA: 44 PUNTOS

Año nuevo… vida nueva; en el caso del CD Guijuelo, mejor, permanencia asegurada. Y así puede ser si el equipo de Rubén de la Barrera logra vencer en sus tres próximos compromisos ligueros frente a Real Avilés (fuera), Caudal Deportivo (casa) y Zamora (fuera), aunque no será fácil, ni mucho menos.

 

La racha del equipo, 15 partidos sin conocer la derrota, invita al optimismo ya que las sensaciones en cada partido no pueden ser más positivas. No en vano, se trata del líder de la competición que ya ha mostrado credenciales suficientes para aspirar a algo más esta temporada que ya pasará a la historia.

 

En esta campaña, la salvación rondará los 40 puntos ya que en el Grupo I de Segunda B se disputan dos partidos menos (seis puntos) por la ausencia del Salamanca Athletic en la competición, por lo que se venderá más ‘barata’.

 

En las siete campañas anteriores, la media de puntos del equipo que consiguió la salvación directa ha sido de 44 puntos, pero teniendo en cuenta que se disputaban entonces 38 partidos y no 36 como en esta edición.

 

No en vano, el CD Guijuelo debe afrontar compromisos muy complicados como es su visita a un Real Avilés siempre difícil en su casa y que aspia a engancharse en la zona de arriba; un Caudal Deportivo en El Municipal, que busca salir del pozo de la zona baja; y un Zamora, el 5 de enero, que también puede luchar por agarrarse a la zona alta del Grupo I.

 

Ahora, el Guijuelo cuenta con 31 puntos, logrados después de llevar 15 partidos sin perder y sumando 9 más, lograría los 40 que casi le darían una salvación más que merecida en el mes de enero, con todo por jugarse. Pero el líder es ambicioso y debe soñar con cotas mucho mayores porque s elo gana cada semana en el terreno de juego.