Carlos Morales no podrá jugar contra el Atlético de Madrid por la llamada... cláusula del miedo

Carlos Morales, en el duelo frente a la Arandina (Foto: De la Peña)

El portero del Atlético de Madrid, cedido en el CD Guijuelo, no podrá disputar, en principio, los partidos de ida y vuelta de Copa del Rey salvo que el conjunto madrileño se ablande y anule la clásula establecida en el contrato.

El CD Guijuelo puede tener un problema de cara a los dos partidos de Copa del Rey frente al Atlético de Madrid (30 de noviembre y 20 de diciembre) porque se queda con solo un portero... si el equipo del Cholo Simenone no se ablanda y da su brazo a torcer.

 

Y es que, el cancerbero Carlos Morales cuenta en su contrato con la llamada cláusula del miedo que le impide jugar contra el equipo al que pertenece, ya que el portero es propiedad del Atlético de Madrid, pero está cedido en el CD Guijuelo.

 

El club está intentando por todos los medios que el club colchonero anule esa cláusula para que el jugador pueda estar disponible para Jordi Fabregat en ambos choques de Copa del Rey. De no ser así, Kike Royo sería el único portero disponible, que es además el titular indiscutible en el equipo, y con plenas garantías para ello.

 

No en vano, cualquier lesión o sanción podría poner en problemas a un Guijuelo que solo cuenta con dos porteros en la primera plantilla. Parece mentira que los clubes incluyan este tipo de cláusula dado el potencial de uno y otro equipo, pero la casualidad se ha dado esta temporada y eso es lo que firmaron ambos clubes.

 

Morales solo ha jugado tres partidos esta temporada y han sido el Liga. Jugó en la derrota del equipo frente a la Ponferradina (1-0) y en los empates frente a Boiro (2-2) y la Arandina (1-1).

 

¿Dará su brazo a torcer el Atlético de Madrid con un portero que es de su propiedad y que el pasado año jugó en su filial en Tercera?