Cáritas celebra con varios actos el Día del Empleo Doméstico

 
MONDRIÁN / D.R.

Los transeúntes que pasaron en el mediodía de ayer por la Plaza Mayor de Ciudad Rodrigo se quedaron sorprendidos por la representación que en ella tenía lugar. Varias mujeres estaban realizando varias tareas del ámbito del empleo doméstico, como planchar, fregar, lavar los platos o barrer. El motivo era conmemorar el Día Internacional del Empleo Doméstico, en una performance organizada por Cáritas Ciudad Rodrigo con el objetivo de concienciar sobre la precariedad laboral que sufre este sector. A todos los que por allí pasaban se les entregó información sobre la campaña, denominada Tomemos la palabra, y además pudieron degustar rosquillas elaboradas por empleadas domésticas y amas de casa.

Según apuntan desde Cáritas, la demanda de trabajadoras de hogar sigue aumentando en España, entre otros motivos por la necesidad de conciliar la vida laboral y familiar, y por el crecimiento de la esperanza de vida. Esta demanda se acentúa en la comarca de Ciudad Rodrigo, por el envejecimiento y despoblación que sufre la zona, por lo que estas empleadas domésticas tienen una función social fundamental, explican responsables de Cáritas. A pesar de ello, ese importante papel social no se corresponde en muchas ocasiones con unas condiciones laborales dignas. Por ejemplo, sólo una tercera parte de las personas que trabajan en hogares está dada de alta en la Seguridad Social.

Cáritas Ciudad Rodrigo ha desarrollado en las últimas semanas un curso para empleadas de hogar con un elevado número de mujeres participantes, por lo que esta entidad va a participar en campañas de ámbito provincial y nacional por la dignificación de las condiciones laborales de este sector. Por otro lado, Cáritas seguirá con su papel de intermediadora y gestora de ofertas en el sector doméstico, por lo que cualquier persona que necesite contratar a una persona en su hogar, puede dirigirse a las oficinas de esta entidad.