Cañete estudia diferentes sistemas para medir la representatividad de las organizaciones agrarias

Habría que definir quiénes tienen la condición de electores, analizando distintas posibilidades como los afiliados, los perceptores de las ayudas de la PAC y los declarantes al IRPF
El ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, ha explicado que el Gobierno está valorado "diferentes sistemas" para medir la representatividad de las organizaciones agrarias a nivel estatal, ya sea mediante métodos indirectos (número de afiliados y sedes) o mediante la celebración de un proceso electoral, un sistema que cree "más apropiado".

Arias Cañete respondió de este modo en el Senado a una pregunta formulada por CiU acerca de cómo tiene previsto el ministro articular el anunciado proceso electoral. El senador Manel Plana reclamó que se realice a través del diálogo con las organizaciones agrarias y con respeto a las competencias de las comunidades autónomas.

El ministro aseguró que no cuestiona la competencia de Cataluña para regular los sistemas de representatividad en su propio territorio, "pero el Gobierno tiene que establecer qué organizaciones son representativas a nivel nacional", al tiempo que consideró compatible ambos sistemas.

En un eventual proceso electoral, según Arias Cañete, habría que definir quiénes tienen la condición de electores, analizando distintas posibilidades como los afiliados, los perceptores de las ayudas de la PAC y los declarantes al IRPF y al impuesto de sociedades por ingresos procedentes de la actividad agrícola, ganadera o forestal.

El ministro recordó que hasta el año 2005 se utilizó como sistema de medida de la representatividad las elecciones directas a Cámaras Agrarias. "Este sistema no ha sido satisfactorio porque no todas las comunidades autónomas han convocado elecciones y las Cámaras Agrarias han perdido todas las funciones tradicionales que justificaban su existencia", señaló.

Además, indicó que, aunque en 2005 se derogó la normativa básica de las Cámaras Agrarias, se mantuvieron los criterios de representatividad de las organizaciones agrarias de forma transitoria.

Posteriormente, se crearon dos órganos consultivos en materia agroalimentaria: el Comité Asesor Agrario y el Consejo Agroalimentario del Estado, a través de una ley que "considera representativas las organizaciones agrarias que obtengan ese reconocimiento en diez comunidades autónomas y las que alcancen un 15% de los votos conjuntos en, al menos, nueve comunidades".

Arias Cañete subrayó que se trata de un sistema "manifiestamente mejorable", por lo que la intención del Gobierno es "buscar, con el máximo diálogo y consenso con las organizaciones agrarias y las comunidades autónomas, un sistema de elección que fije la representación a nivel nacional".

"En estos momentos nos estamos basando en unos criterios obsoletos derivados de unas elecciones que, muchas veces, ni si quiera se han celebrado", concluyó.