Cañete anuncia que presentarán dos leyes para concentrar la oferta y regular la cadena alimentaria

El ministro de Agricultura se reunió en Ávila con agricultores y ganaderos de ASAJA
El ministro de Agricultura , Miguel Arias Cañete, ha asegurado hoy en Ávila que las preocupaciones fundamentales del Gobierno durante la presente legislatura serán conseguir una defensa importante del sector agrario en el marco de la reforma de la PAC y mejorar la participación del sector primario dentro de la cadena alimentaria.

En cuanto a la primera de ellas, Arias Cañete ha señalado que “no podemos olvidar que entre un 27% y un 40% de la renta agraria dependen de una manera muy clara de las ayudas que vienen de la Unión Europea, tanto en el primer pilar como en el segundo pilar, y por lo tanto para nosotros es una prioridad esta política, que probablemente se decidirá en el primer semestre del año que viene bajo la presidencia irlandesa.

En este sentido, ha apuntado que se están “negociando alianzas estratégicas con los países que tienen unas agriculturas con problemas más parecidos a los nuestros”, y ha detallado que “hemos trabajado con Francia, con Italia, con Portugal, nos hemos entrevistado con Alemania y en estos momentos estamos cerrando acuerdos con los polacos”. Todo ello con la idea básica de “que pueda haber un frente de países que defiendan una PAC importante con una dotación presupuestaria suficiente y con mecanismos de flexibilidad para poderla aplicar en nuestro territorio”.

En cuanto a la segunda de las prioridades gubernamentales, el ministro de Agricultura ha declarado que “hemos asistido a un proceso de concentración de la demanda muy fuerte en nuestro país pero la oferta sigue totalmente atomizada y tenemos un problema de precios muy bajos para el sector productor”. La solución, para Miguel Arias Cañete, llegará “a base de concentrar oferta, integrar cooperativas y regular el funcionamiento de la cadena alimentaria de manera que haya una relaciones transparentes, claras y que tengan una cierta justicia distributiva en la participación del valor añadido que genera el sector productor español”.

Para ello, Arias Cañete ha anunciado que presentarán dos leyes en el mes de septiembre. Una de ellas, ha especificado, de concentración de oferta e identidades asociativas agrarias “para fomentar que haya grandes entidades nacionales capaces de comercializar los productos del sector agrario”, y una ley para regular la cadena alimentaria, “todo el funcionamiento, para dotarla de más transparencia, de más equilibrio y de más eficacia en la búsqueda de que los productores obtengan mayores retornos teniendo en cuenta que se ha hecho un gran esfuerzo por la mejora de la calidad en nuestro país que le permite en estos momentos ser un sector agrario puntero”.

Sin embargo, el ministro ha matizado que “tenemos que hacer que además sea un sector rentable, y para eso vamos a trabajar internamente en esta concentración de oferta y en esta mejora del funcionamiento de la cadena alimentaria, y externamente mejorando las acciones de promoción exterior, haciendo que nuestro sector sea un sector netamente exportador.

El responsable de la cartera de Agricultura ha destacado el impulso a la exportación ya que “en un año en el que la economía ha tenido muchos problemas, el sector agrario está funcionando razonablemente bien en las exportaciones de algunos de los productos básicos y la industria agroalimentaria está teniendo un año con una balanza comercial positiva, lo cual quiere decir que nuestro sector agroindustrial es dinámico, que nuestro sector agrario tiene vocación exportadora”. Por ello, ha asegurado que “el Gobierno va a apoyar esos esfuerzos de exportación en colaboración con las interprofesiones y las Comunidades Autónomas, y yo confío que la suma de estas políticas nos permitan tener el valor añadido que merece el esforzado trabajo de los hombres y mujeres que trabajan en el campo español”.

RELACIONES JUNTA-GOBIERNO
En cuanto a la polémica suscitada en torno a la abstención de Castilla y León a las propuestas gubernamentales de reducción del déficit, Arias Cañete ha negado que lo criticase, pero ha matizado que “no entiendo que Comunidades del PP se puedan abstener en unas propuestas que hace el Gobierno que van en la dirección del cumplimiento de los compromisos con nuestros socios comunitarios de cumplir los objetivos del déficit”, y ha recordado que “también he alabado que no se sumaran a la rebelión en la que desde Cataluña se quiso incitar a que las Comunidades Autónomas se negaran a aceptar esos acuerdos, que luego muchas de ellas van a terminar aceptando”.

En este sentido, el ministro ha incidido en que “España tiene q hacer un verdadero esfuerzo de cumplimiento de los objetivos de déficit, de ajustar los ingresos al gasto público, porque no puede ser que un país como el nuestro, en el año 2011, gastara bajo un Gobierno socialista del señor Zapatero 90.000 millones de euros más de los que ingresaron”. Por ello ha dicho que “ese es un tema que tenemos que corregir Gobierno y CCAA y es mejor que vayamos todos de la mano, y por eso no entendí aquella abstención, pero eso no quiere decir que las relaciones sean malas, todo lo contrario. Son excelentes en todos los ámbitos y en el sector agrario especialmente buenas”.

Arias Cañete ha realizado estas declaraciones en el marco de la reunión mantenida este miércoles con agricultores y ganaderos en la sede de ASAJA de la provincia de Ávila , donde también ha estado el presidente nacional de esta organización agraria, Pedro Barato.