Buenas expectativas para la cereza a 40 días de su recogida

Tardía. Los productores de la zona de Sotoserrano llevan 15 días de retraso respecto a una campaña normal debido a las heladas y lluvias del invierno que han impedido el correcto desarrollo de la flor
Chema Díez

Los productores de cereza de la zona de Sotoserrano son optimistas respecto a la próxima campaña, pese a que aún quedan 40 días para el inicio de su recogida y es pronto para hablar de producciones y calidad, y estima que entre ésta y la próxima semana la floración se desarrollará en su totalidad.

Aun así, las previsiones apuntan a una producción similar a la de la campaña pasada, en torno a 500.000 kilogramos, cuando en un año bueno llegó a recogerse el doble de cerezas. Este hecho viene motivado por el bajo precio que tuvo el cultivo el año pasado y que el sector está cada vez más en manos de gente más mayor que no puede asumir el trabajo, “porque los jóvenes no quieren dedicarse a esto”, apunta José Sánchez, productor de cerezas de Sotoserrano.

Asimismo, la campaña lleva quince días de retraso como consecuencia de las heladas de la pasada estación del año, que vino acompañada de unas abundantes precipitaciones, “pero que en principio no afectarán al desarrollo de la flor ni a la posterior cereza, porque el árbol es sabio y se adapta a este tipo de circunstancias”. Pese a esto, es cierto que dada la humedad existente, los árboles deben ser tratados con diversos plaguicidas para evitar daños mayores.

Por tanto, a partir de este momento, y para un mejor desarrollo del cultivo, es necesario que el calor haga acto de presencia “hasta el mes de septiembre para evitar pérdidas y una campaña peor, porque es lo que pide el árbol frutal para su mejor crecimiento”.

De lo contrario, y como ocurrió el pasado año, las granizadas y excesivas lluvias de la primavera y el mes de junio dieron al traste con gran parte de la producción, que se echó a perder ante la atónita mirada de los productores. Este hecho, sumado al bajo precio de la fruta, hicieron que no fuera el mejor año para los agricultores de Sotoserrano, pese a que la comercialización de la cereza es muy buena.

Mediados de mayo
En torno al 15 de mayo, será la fecha en la que los productores de la zona comiencen la recogida de la cereza más temprana, que suele prolongarse durante más de un mes, dependiendo de la producción, que se estima en los 500.000 kilogramos mencionados anteriormente.

La cooperativa que opera en esta zona, Cofruso, no tiene problemas en su funcionamiento ni a la hora de comercializar la fruta, porque tiene un mercado consolidado aunque algunas campañas no sean del todo buenas en lo que a la producción se refiere.

Por tanto, habrá que esperar si las condiciones meteorológicas de las próximas semanas conceden una tregua o no a este cultivo, para que haya una buena cosecha que palíe en cierto modo los problemas de los agricultores. Pero pese a todo, las previsiones y las expectativas son buenas ante el comienzo de una nueva campaña a la espera del desarrollo de la flor.