Aviones militares sobrevuelan Salamanca en vuelos nocturnos de prácticas de Matacán

Uno de los bimotor CN 235 de Casa que está utilizando la base de Matacán y que estos días sobrevuelan la ciudad. Foto: Ejército del Aire

El vuelo de los aviones que usa la Academia Militar de Matacán ha sido notorio en los últimos días: sobrevuelan parte de la capital en vuelos nocturnos de prácticas. Lo hacen a 300 metros de altura como parte de la formación en un curso de transporte aéreo.

Es probable que en las últimas fechas los vecinos de Salamanca que viven en los barrios en dirección al Helmántico hayan percibido la presencia de aeronaves volando a una altura aparentemente reducida sobre los edificios. Los vuelos, reiterados en los últimos días, se producen fundamentalmente en horario nocturno a pesar de lo cual las aeronaves son muy perceptibles por el ruido de los motores y las luces: tanto, que muchos se preguntan a qué se debe esta llamativa actividad aérea.

 

La respuesta está en la escuela de transporte aéreo de la base militar de Matacán, que durante las próximas semanas realizará los vuelos nocturnos que forman parte de la docencia del curso de transporte para pilotos que se está celebrando como parte de las actividades de la Academia Militar del Aire. Puestos en contacto con la base aérea, TRIBUNA ha recibido los detalles de esta inusitada actividad que ha despertado la atención de muchos vecinos que han visto estos vuelos en los últimos días.

 

Las prácticas de vuelo nocturno forman parte de las prácticas de ese curso de transporte; además de los vuelos, se hacen también despegues y aterrizajes en las mismas condiciones. Se están haciendo a última hora de la tarde y primera de la noche, entre las 20 y las 22 horas. La estimación es que este tipo de vuelos se prolonguen hasta marzo, aunque el número de ellos será variable; dependerá también de las condiciones climáticas (si son adversas no se sale) y los viernes y fines de semana no se producen.

 

El CN 235 como el que usa la escuela de Matacán.

 

Los aviones son visibles porque están volando a una altura de mil pies, equivalente a 300 metros, lo que los hace perfectamente audibles aunque sea de noche. Esta es la altura establecida para sobrevolar núcleos urbanos. Su presencia se ha hecho notoria en los barrios más próximos al eje entre el Helmántico y la capital porque este es uno de los pasillos de entrada/salida para los vuelos en Salamanca; cuando hacen esperas, las aeronaves sobrevuelan la capital. Ventosa del Río Almar y Martinamor son otros puntos de referencia habitual.

 

En cuanto a los aparatos utilizados, se trata del CN 235 de Construcciones Aeronáuticas (Casa), un avión bimotor de gran envergadura adscrito a la escuela y que tiene diversos usos, entre ellos, transporte de pasajeros y carga, lanzamiento de paracaidistas, vigilancia marítima, aerofotografía y enseñanza; en Salamanca el curso es de transporte aéreo.