Avenida se supera a sí misma y da un recital en Zaragoza

El equipo de Alberto Miranda acumulaba cansancio, muchos kilómetros y pocos entrenamientos pero no fueron excusa y el equipo ganó por más de 30 puntos de diferencia.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

MANN FILTER ZARAGOZA 40 - PERFUMERÍAS AVENIDA 72

 

PARCIALES: (11-18, 11-21, 8-18 Y 10-15)

 

ZARAGOZA: Dieste (3), Royo (5), Arrojo (10), Herrera (7) y Walker (9). Jugaron también: Gretter (2), Navarro (2), Calvo (2).

 

AVENIDA: Xargay (5), Fernández (6), Murphy (10), Rezan (6) y Robinson (11). Jugaron también: Ferrari (11), Blé (9), Rodríguez (9), Ortiz (5), Montañana (0) y Abalde (0).

 

EN DETALLE: Partido disputado en el Eduardo Estrada ante unas 1.000 personas

Perfumerías Avenida se ha opuesto a su cansancio, los kilómetros y a un buen rival para vencer, con autoridad, ante Mann Filter Zaragoza con una rotundidad incontestable, 40-72.

 

Desde atrás, desde donde pedía el técnico Alberto Miranda que se fraguara la defensa, recibiendo once puntos como tope de un cuarto, y con momentos de lucidez ofensiva y acierto exterior, las salmantinas han tirado de raza, clase y madurez para sacar adelante una semana complicadísima con un sobresaliente de nota. Rotar, rotar y rotar ha sido la clave en un día en que la jugadora con más minutos, Ferrari, no alcanzó ni los 25 minutos de juego.

 

Iba a costar el inicio, y eso era el principal escollo de las nuestras y así fue. Era imposible que con sólo dos horas de baloncesto en tres días, el ritmo fuera alto al comienzo, y el choque empezaba "raro". Carente de velocidad y de acierto, el partido se convertia en un intercambio de golpes (a veces certero, otras veces sin impactar en el rival), del que las nuestras salieron beneficiadas a medida que avanzaban los minutos, con buena aportación de una Vanessa Blé que se destapaba en ataque, mientras Robinson iba a lo suyo, calcar el número de puntos y rebotes. Tras diez minutos, 11-18.

 

Primer arreón charro, en un visto y no visto saliendo del parón entre cuartos, con el primer destello de una Ferrari en plan "killer" y de Leo asistiendo y enchufando, Avenida comenzaba a aumentar su renta hasta, incluso, por encima de los veinte puntos. Se encontraba la jugadora libre en ataque con paciencia y se corría porque se defendía sumamente bien, agotando posesiones Mann Filter y sin acierto. Solo un momento final de cuarto de relajación permitía "maquillar" el marcador al descanso 22-39.

 

Una vez más, gracias al buen trabajo realizado, los diez minutos finales no tuvieron demasiada historia, con el choque absolutamente decidido, y las ventajas superando los 30 puntos.

 

Rezan, en un momento del partido

 

Y, aún así, la seña de identidad de Avenida no se perdía, se presionaba en toda la pista, se peleaba cada balón y se seguía mordiendo atrás. Minutos para que las interiores dominaran en rebotes y anotación y para que todas aportaran su "baloncesto" al servicio de una nueva victoria de equipo.

 

Ahora toca descansar y preparar el segundo choque de Euroliga donde una victoria dejaría a Avenida en una posición de privilegio aún mayor.