Avenida intenta dar un paso de gigante

Segunda Vuelta. Busca ante el USK Prague la quinta de las ocho o nueve victorias al final de la liguilla, que supondrían un auténtico exitazo
t. S. H.

Halcón Avenida inicia hoy la segunda vuelta de la liguilla de clasificación de la Euroliga en busca de la quinta victoria de esas ocho o nueve marcadas como objetivo para poder hablar de exitazo y garantizarse ser cabeza de serie en los siguientes cruces. Con una trayectoria casi inmaculada hasta ahora después de sumar cuatro triunfos y una sola derrota frente al poderosísimo y tetracampeón Spartak, el equipo salmantino sabe que llega el momento álgido de la competición cuando todos los equipos van a dar el todo por el todo para alcanzar sus objetivos. Más que nunca hay que intentar atar los partidos como local y hacer así bueno lo hecho hasta ahora.

Entre eso está la gran victoria que el equipo charro obtuvo en su debut en esta edición en la pista del USK Prague (65-66). El pabellón checo es uno de los más complicados de tomar de la competición –incluso Spartak ha perdido allí–, y Halcón Avenida dio un golpe de autoridad con aquel resultado que le sirve para tener ahora una victoria de ventaja respecto a su rival de hoy. Doblegarlo una segunda vez es el difícil objetivo marcado para hoy. Complicado porque aunque el USK Prague se empeñe en vestirse con piel de cordero y mandar mensajes sobre el claro favoritismo de Halcón Avenida y su presunto objetivo de la Final Four, lo cierto es que el plantel checo es un auténtico lobo plagado de estrellas internacionales y jugadoras de altísimo nivel. Delisha Milton es de sobra conocida por todos en Salamanca, Lindsay Whalen es una de las bases de la selección de Estados Unidos, Maltsi es una de las mejores tiradoras europeas y a ellas hay que sumarle el núcleo duro de la selección de la República Checa subcampeona del mundo con Viteckova a la cabeza. La altísima alero checa llega a Würzburg tras ser la jugadora mejor valorada en la última jornada de la Euroliga (25 puntos y 9 rebotes frente a Galatasaray) y hace daño allá por donde se mueve.

Lo que está por resolver es si el equipo de Blazek podrá contar con la griega Evanthia Maltsi, lesionada las últimas semanas y que el pasado fin de semana no disputó el partido de su Liga doméstica. No se sabe si podrá estar sobre la pista hoy y sería una buena noticia que no lo hiciera puesto que se trata de una tiradora nata, que en un día en el que coge la racha puede hacer daño hasta decidir un encuentro.

Es evidente que frente al poderío del equipo checo, Halcón Avenida tiene sus argumentos. El equipo salmantino se presenta en el partido de hoy con la calma de haber podido pasar tres días consecutivos en casa después de su largo y cansado periplo de la semana pasada. Es de esperar que haya habido suficiente descanso para recuperar fuerzas y también a los efectivos que estaban tocados. Anke De Mondt, que sufrió una distensión en el hombro frente a Celta Indepo, estará a disposición de Lucas Mondelo aunque de inicio es posible ver sobre la pista a una Alba Torrens que fue la jugadora azulona más destacada en la pista checa. Su acierto y el de sus compañeras exteriores serán importantes para conseguir que la defensa del USK Prague se tenga que abrir y dejar así espacios para que Sancho Lyttle y Erika de Souza estén en disposición de desequilibrar la balanza a favor de los intereses del conjunto salmantino.