Astou Ndour se hace grande para liderar a Avenida hacia la victoria

Astou Ndour, la jugadora del partido (Foto: Teresa Sánchez)
Ver album

Perfumerías Avenida cierra su paso por la Liga Regular en Würzburg con victoria, 75-59, ante Bembibre que se resistió pero cedió ante la omnipresencia de Astou Ndour en las dos zonas. 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

75 PERFUMERÍAS AVENIDA (11+19+25+20): Leo Rodríguez (9), María Asurmendi (0), Kristine Vitola (8), Jacki Gemelos (15), Astou Ndour (22) –cinco inicial-, Silvia Domínguez (5), Alana Beard (2), Gabriela Marginean (14), Elena Pedrosa (0), Clara Hernández (0).

 

59 EMBUTIDOS PAJARIEL BEMBIBRE (17+15+12+15): Gómez (2), Herrera (4), Gimeno (9), McKinney (9), Vukoje (5) –cinco inicial-, Montenegro (14), O'Reilly (12), Vivas (0), González (2), Manivesa, B (0), Manivesa, M. (0). 

 

ÁRBITRO: González Cuervo y Marcos Gómez. 

 

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la jornada 25 de Liga disputado en el pabellón de Würzburg. Antes de comenzar el encuentro se guardó un minuto de silencio en memoria de las víctimas de los atentados de Bruselas. 

El penúltimo partido de la Liga Regular, último en casa de Avenida, permitió sumar al equipo salmantino una nueva victoria y van 24 consecutivas y cerrar una Liga perfecta en casa.

 

No entró bien Perfumerías Avenida en el partido sobre todo porque la apuesta de Bembibre por una zona 3-2 invitaba al lanzamiento exterior y no encontraba el acierto el equipo salmantino. Una tras otra, Asurmendi, Gemelos y Leo Rodríguez lo intentaban en lanzamientos liberados sin fortuna y era Ndour la que de alguna manera solventaba la situación en ataque gracias a sus rebotes ofensivos.

 

El problema venía atrás porque ese dominio del rebote se perdía dando segundas y terceras opciones a un Bembibre que comenzó fallón pero que fue entonándose y que no se descompuso pese a que Anna Gómez dio un susto. Lo que parecía una posible lesión se quedó en un cambio que no varió la idea de juego del equipo visitante que cogía una primera ventaja, 8-14, antes de que entrara el primer triple de Gemelos.

 

Respondía Gimeno desde 6,75 y así se ganaba el final del primer cuarto no sin que antes la que diera el susto fuera Ndour que cayó en sobre la espalda de una rival y después en el suelo quedando inicialmente inmóvil. Por suerte se pudo levantar aunque se fue al banco dolorida y con 11-17 abajo Avenida en el primer cuarto.

 

No comenzó mejor el segundo parcial. Con Vitola como única pívot en Avenida, Bembibre anotaba por fuera porque la defensa de ayudas azul seguía sin cuajar y además se perdía la ventaja en el rebote. Las locales se veían dobladas en el marcador, 12-24, lo que obligaba a devolver a Ndour a la pista buscando al menos más presencia y menos pérdidas en la zona. De hecho la pívot española, tras tener que pasar el equipo por un tiempo muerto, era la única que actuando como cinco encontraba la fórmula, más por corazón y por potencia física, para atacar el aro y con sus puntos Avenida se pudo acercar, 24-29, después de haberse visto peligrosamente lejos.

 

Ndour entraba en el último minuto del segundo cuarto con 16 de los 28 puntos del equipo en su casillero –sumen a eso 12 rebotes de los cuales ocho fueron ofensivos-, y el grito de MVP en la grada porque bien se podía decir que gracias a ella Avenida ganaba el descanso sin que se le hubiera ido el partido, 30-32.

 

McKenney defendida por Vitola en un lance del partido (Foto: Teresa Sánchez)

 

La remontada, al margen del papel de Astou, había llegado cuando Avenida se olvidó de ayudas para defender en individual y así regresó a la pista en la reanudación, esta vez con dos grandes en pista quizás porque estaba claro que la defensa iba a estar muy pendiente de Ndour.

 

Apareció por fin Vitola con sus primeros puntos que junto con la suma en defensa y en ataque de Gemelos, cuando va a canasta espectacular, lograron que Avenida por fin se pusiera al frente después de muchísimos minutos, 43-41.

 

Ahí ya sí llegó la confianza en todas las filas, con una defensa mucho más agresiva e individual, en ataque el equipo jugaba más suelto e incluso los tiros de tres por fin se cantaban como diana. Silvia Domínguez primero y Marginean después anotaron desde 6,75 y el equipo se fue nueve arriba antes de que Ndour, de nuevo apareciera y pusiera la ventaja por encima de los diez, 55-43Avenida había aprovechado por fin sus evidentes ventajas y se iba al último parcial con ventaja suficiente como para administrarla si no se hacían locuras.

 

Un triple sobre la bocina de Gemelos en la segunda jugada del cuarto pudo desanimar a un Bembibre que quiso afrontar el tramo final metiendo más intensidad atrás, pero no fue así. Se dio cuenta el banquillo de Avenida de que les iban a apretar y de ahí un tiempo muerto para saber llevar las posesiones hasta el límite con Leo anotando o tratar de aprovechar algún contraataque para anotar de la mano de Leo y acabar por sentenciar el partido. 

 

Ahí ya firmó la rendición Chiqui Barrios que dio entrada a sus jugadoras junior, a lo que respondió Ortega situando a Hernández y Pedrosa en pista. Recompensa en uno y otro equipo para quienes han trabajado toda la temporada y sueñan con ser protagonistas en el futuro como lo fue Ndour que acabó el partido en el banco, descansando y tras un sonoro aplauso hacia sus 22 puntos, 15 rebotes y una presencia defensiva que esta vez sí hizo sonreir a su entrenador. 

Noticias relacionadas