Así funcionan los Campos Científicos de Verano de la USAL

El proyecto de biodiversidad en el Lago de Sanabria (Foto: Universidad de Salamanca)

Los alumnos participantes disfrutan de actividades de biotecnología, robótica e investigación científica, además de visitas a parajes naturales. 

La Universidad de Salamanca dio comienzo el pasado día 3 de julio a una nueva edición del Campus 'Studii Salamantini' dentro del programa 'Campus Científico de Verano 2016' y que acoge a 120 jóvenes procedentes de toda España matriculados en 4º de ESO o 1º de Bachillerato durante el curso 2015-2016. 

 

Los chicos, organizados en grupos de 30 personas cada semana, disfrutan de las diferentes opciones que ofrece el Campus, oganizado con la ayuda de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT), el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte y Obra Social 'La Caixa'

 

El objetivo de estas actividades es despertar vocaciones científicas a través del contacto directo con la labor diaria de los investigadores en alguno de los cuatro proyectos que los alumnos han elegido previamente.

 

En esta edición destaca la incorporación de un nuevo proyecto, ‘Biotecnología microbiana: fuente de recursos’, en el que los jóvenes pueden estudiar microorganismos como base del desarrollo de productos biotecnológicos. Otra novedad es que los alumnos del proyecto ‘Biodiversidad: métodos de estudio y su gestión y conservación’ tendrán la oportunidad de pasar dos jornadas en el Parque Natural del Lago de Sanabria y Alrededores (Zamora) para investigar 'in situ' aspectos relacionados con la fauna, la flora y su conservación.

 

Salida de un grupo de 30 alumnos al campo (Foto: Universidad de Salamanca)

 

Las otras dos opciones ya son habituales en el Campus ‘Studii Salamantini’. Por una parte, ‘Inteligencia artificial e inteligencia ambiental’, ofrece a los estudiantes la oportunidad de acercase al mundo de la informática y la robótica en todas sus dimensiones. Por otra, ‘La unidad básica de la vida’ les adentra en el mundo de la biología celular, analizando cómo a partir de la investigación básica se pueden combatir diversas enfermedades.

 

A partir de estas experiencias, los alumnos desarrollan un proyecto de investigación en grupo que presentan al resto de sus compañeros al final de la semana. Además, habrá diversas actividades comunes, como talleres de comunicación y divulgación de la ciencia, visitas a la ciudad y a la Biblioteca General Histórica de la Universidad de Salamanca y actividades de ocio y tiempo libre. El programa de este año incorpora también una actividad sobre fotografía científica a cargo de Raúl Rivas, profesor del Departamento de Microbiología y Genética de la Universidad de Salamanca, que ganó la pasada edición del certamen nacional de fotografía científica 'FOTCIENCIA'.

 

El proyecto de biotecnología (Foto: Universidad de Salamanca)

 

Los alumnos que llegan a la Universidad de Salamanca proceden de casi todas las comunidades autónomas y están alojados en la residencia Colegio Oviedo. Para la institución académica, que participa por sexta vez consecutiva, este programa supone una gran oportunidad de promocionar sus propios recursos de cara a que los mejores estudiantes conozcan su oferta formativa. La valoración de estas actividades por parte de alumnos y profesores en todas ediciones anteriores ha sido excelente.

 

Los profesores de la USAL (Foto: Universidad de Salamanca)