Artesanía, alfarería y folclore se unen de nuevo en una feria que respira éxito

La plaza mayor de la localidad se convierte en el centro neurálgico de un certamen con mucha calidad
Alba de Tormes ya respira olor a cerámica con la celebración de la Feria de Artesanía con la presencia de artesanos, ceramistas y alfareros que teñirán de figuras de todos las formas y colores una localidad que respira arte por los cuatro costados.

Así, doce ceramistas se han dado cita en esta feria ya tradicional que ha contado con la presencia de los diputados de Turismo, Antonio Gómez Bueno y de Bienestar Social, Eva María Picado, entre otros muchos alcaldes y concejales de la comarca.

La jornada estuvo amenizada por la banda de folclore de la localidad y contó también con actividades para los más pequeños en un ambiente que dejó la crisis económica a un lado. La villa ducal disfrutó de concursos de barro y demostraciones de los artesanos, con la presencia también de profesionales del país vecino, Portugal.

Precisamente fue el antiguo cónsul del país vecino en Salamanca, Augusto Pimenta, quien ofreció una ponencia o jornada sobre las bondades de Portugal después de una larga trayectoria en la provincia.