Aquimisa vuela hacia una victoria de mérito

(Foto: Chema Díez)
Ver album

Los de Isidro Álvarez logran un gran triunfo gracias al trabajo colectivo y a la labor de Mbaye bajo los aros pese al lastre de las faltas en contra en un duro castigo de los colegiados en los primeros 20 minutos.

 

 

FICHA DEL PARTIDO

 

GRUPO INEC ZAMORA (15+18+13+12) 58: Yates (13), García (0), Cardito (4), Villarejo (16) y Villamil (1) –cinco inicial- Román (5), Fields (13), Jhonson (2), Iza (0) y López (4).

 

AQUIMISA LABORATORIOS (25+20+17+16) 78: Cruz (16), Simon (18), Alonso (6), Dieye (7) y Mbaye (18) –cinco inicial- Pedro (8), Yáñez (3), Toño (2), Lavado (0) y Fortu (0).

 

EN DETALLE: Partido correspondiente a la jornada 3 de Liga EBA que ha enfrentado a Grupo INEC Zamora y Aquimisa Laboratorios en el pabellón Ángel Nieto ante 300 espectadores.

Una victoria de EQUIPO. Así puede definirse el segundo triunfo de Aquimisa en la cancha de Grupo Inec Zamora, en un partido que los salmantinos dominaron casi desde el principio, y utilizando en pista a solo ocho jugadores, aunque en los minutos finales Lavado y Fortu tuvieron su oportunidad como reconocimiento a su trabajo.

 

Trabajo, intensidad, lucha y acierto en ataque fueron solo algunas de las señas de identidad de un grupo que se apoyó en un Mbaye imperial bajo los aros y en el acierto desde la línea de tres, al tiempo que supo sobreponerse al castigo de los árbitros en forma de faltas en el juego interior, con Toño, Dieye y Mbaye con tres faltas en el descanso cuando Zamora no estrenó su casillero en este apartado en los primeros 10 minutos.

 

El choque comenzó con un reparto de golpes entre ambos equipos que querían sumar su segunda victoria de la temporada. Aquimisa llegaba mermado en el juego interior por las bajas de Antón y un Yáñez casi lesionado, a la que se sumó la tercera falta de Toño en el primer cuarto, demasiado castigo.

 

Aquimisa comenzó conectando muy bien por dentro con Mbaye como protagonista que machacó el aro rival en buenas acciones en ataque pero la segunda falta también le mandó al banco dando entrada a Yáñez.

 

Alonso, en un lance del partido (Foto: Chema Díez)

 

Los salmantinos querían dominar desde el principio y suyas fueron las primeras ventajas con un +10 en el minuto 8 (12 – 22), para terminar un primer cuarto muy bueno de los de Isidro Álvarez (15 – 25) merced a un triple de Pedro. En los primeros 10 minutos, el equipo charro entró en bonus cuando el equipo zamorano, pese a su agresividad en defensa a toda la pista no contó con ninguna en su casillero.

 

En el segundo cuarto, Aquimisa supo solventar la salida de balón desde línea de fondo después de varias defensas con presión a toda la pista para ponerse 13 arriba por dos triples de Cruz y Dieye, con gran acierto desde la línea de tres. Yáñez dio aire al juego interior en un gran esfuerzo con un Aquimisa muy serio atrás permitiendo correr en pocas ocasiones a Zamora y siendo muy intenso, una de las claves del equipo.

 

Mbaye se cargó con la tercera falta en el minuto 15, inexistente, castigando demasiado en exceso los árbitros al equipo salmantino, pero pese a todo, Aquimisa mantuvo el +11 (24 – 35, minuto 16) aunque con la losa de las personales. Pero Mbaye siguió a lo suyo y machacaba una y otra vez el aro rival para desquitarse de un castigo excesivo de los árbitros, a lo que sumaba grandes defensas.

 

Aquimisa creció desde atrás y consiguió la máxima (26 – 40) en el minuto 17 para cerrar el segundo cuarto doce arriba (33 – 45) con un gran Mbaye, defensa y acierto en ataque pese a no contar con el privilegio de las faltas a favor.

 

AQUIMISA NO PIERDE INTENSIDAD NI CABEZA

 

El tercer cuarto comenzó de manera más errática por parte de Aquimisa pero con un gran control del rebote ofensivo pero sin aprovechar las segundas opciones. Zamora anotó dos triples seguidos, racha que rompió Pedro con dos tiros libres para dejar el marcador 41 – 51 en el minuto 27.

 

Pedro y Mbaye dieron cinco puntos seguidos a Aquimisa para poner 15 arriba a los salmantinos y Cruz se sumó a la fiesta para conseguir la máxima del partido en el minuto 29 (44 – 62) para cerrar otro gran tercer cuarto 46 – 62 y con el partido de cara.

 

El último periodo sirvió para confirmar el crecimiento del equipo y aumentar por momentos la ventaja que superó incluso los 20 puntos.

 

De este modo, los salmantinos se rehacen de la derrota sufrida en casa frente a Eras León, con un gran trabajo de EQUIPO y una victoria con mucha cabeza que invita a ser muy optimistas de cara al futuro ya que con una plantilla mermada y solo ocho jugadores en pista consiguieron dejar el marcador 58 – 78.

Noticias relacionadas