Aprobado el reglamento de uso de la Plaza Mayor dos años después de presentado

El Ayuntamiento aprueba el primer reglamento de usos de la Plaza Mayor, que podrá ser usada para las Ferias y Fiestas y ferias del libro, además de para eventos de interés para la promoción de la ciudad.

El pleno del Ayuntamiento de Salamanca ha aprobado esta mañana de manera definitiva el reglamento de usos de la Plaza Mayor, primera normativa en la historia del ágora salmantina que regulará la utilización de este espacio. El dictamen favorable de la comisión de Patrimonio remata la larga tramitación de una norma que el propio alcalde, Alfonso Fernández Mañueco, presentó en enero de 2013 y que después ha quedado en espera durante muchos meses.

 

De hecho, el impulso originario para elaborar este reglamento hay que buscarlo en el acuerdo por el patrimonio firmado por los dos grupos municipales en noviembre de 2012, en los albores de la legislatura. Tras su elaboración y consultas diversas, llegó al grupo de la oposición en mayo de 2013 con la promesa de una aprobación inminente. Sin embargo, su tramitación se detuvo en julio de 2013 y hasta septiembre de 2014, hace solo unos meses, no volvió a pasar por la comisión de patrimonio tras más de un año de parón en el que no se hicieron más avances.

 

Después, ya con la conformidad del PSOE, que había denunciado el parón de esta normativa a pesar de su importancia, remató sus trámites en pocos meses y ya está lista para su aprobación. Con ello, la Plaza Mayor contará con una norma de referencia que prevalecerá sobre otras que ya establecen usos en este lugar privilegiado y que pondrá orden en los eventos que se puedan celebrar en la plaza. Según el texto, están asegurados los permisos para los actos del programa de Ferias y Fiestas y las Ferias del Libro y del Libro Antiguo y de Ocasión. En el caso de otros espectáculos, se tendrá en cuenta como criterio superior la protección del bien, pero valorando también que los actos propuestos sirvan para promoción cultural, patrimonio, histórica, turística o económica de la ciudad.

 

Esto abre la puerta, con toda seguridad, a que celebraciones como la Nochevieja Universitaria mantengan el permiso de uso a pesar de el desencuentro que generó la proyección de un anuncio de bebidas alcohólicas en los pabellones de la Plaza Mayor hace dos años. Y también actos como el concierto de dj Luciano el pasado septiembre, fuera del programa de Ferias y Fiestas, pero considerado de interés para promocionar Salamanca.