Apoyo unĂĄnime de Aldearrodrigo a su 'Hijo Predilecto', Silvestre SĂĄnchez Sierra

Un millar de personas arroparon a su paisano mĂĄs universal y compartieron con ĂŠl una multitudinaria cena y un concierto de 'Camela'. MaĂąueco, Lanzarote y Caldera, entre las muchas personalidades que apoyaron al empresario charro

Todas las fotos, en esta GALERÍA FOTOGRÁFICA.

Nunca una localidad como Aldearrodrigo, que no llega a los 200 habitantes, habĂ­a acogido una celebraciĂłn como la de anoche por la cantidad de invitados y la altura polĂ­tica de muchos de ellos.

Aprovechando el nombramiento de Silvestre SĂĄnchez Sierra como 'Hijo Predilecto' del pueblo y la inauguraciĂłn oficial del pabellĂłn que lleva su nombre, el empresario salmantino -desprendido y generoso como siempre- quiso invitar a todo su pueblo y a muchas de las mĂĄximas autoridades de la capital charra a cenar junto a ĂŠl.

Unas mil personas acudieron a su llamada para aplaudirle durante el acto solemne del nombramiento como 'Hijo Predilecto' del pueblo, cenar en las impresionantes carpas instaladas a tal efecto y disfrutar de la noche del viernes con el grupo 'Camela', que fue el encargado de poner el fin de fiesta.

Al lado de Silvestre SĂĄnchez todo se celebra 'a lo grande'. De este modo, la jornada comenzĂł mediada la tarde con los actos protocolarios que presentĂł el periodista deportivo de la Cope, Antonio Lorenzo Melgar. Al primer discurso del alcalde de Aldearrodrigo, Cele Espinosa, le siguiĂł la lectura por parte de Nuria Montejo (secretaria del Ayuntamiento) del acta en la que se aprobĂł el nombramiento.

Uno de los discursos protagonistas de la noche fue el de Alfonso FernĂĄndez MaĂąueco, ahora alcalde de Salamanca, pero cuya amistad arranca mucho antes, cuando el polĂ­tico era presidente de la DiputaciĂłn y posteriormente pasĂł a trabajar en la Junta de Castilla y LeĂłn. MaĂąueco reconociĂł a Silvestre como un "embajador de la amistad que siempre nos ha demostrado que su casa es nuestra casa tanto en Salamanca como en Barcelona".

"Silvestre es un hombre de sonrisa sincera, apretĂłn de manos fraternal y una persona buena que pone a sus negocios el nombre de su tierra", reconociĂł el primer edil charro. "Gracias por ser un hombre bueno", subrayĂł.

Cuando le llegĂł el turno al protagonista de la noche, Silvestre reconociĂł que la vida habĂ­a sido muy generosa con ĂŠl. El empresario charro recordĂł la plaza de su pueblo, el colegio y los amigos que ya se fueron como algunos de los momentos imborrables de su vida. Orgulloso de ser de Aldearrodrigo, Silvestre aĂąadiĂł: "Mis paisanos y amigos son mi mayor fuente de riqueza y la peor prueba que pasĂŠ en mi vida fue dejar este pueblo en busca de prosperidad".

El empresario salmantino dedicĂł el homenaje recibido a sus hermanos y sobrinos, pero sobre todo a sus hijos y nietos, que como una gran familia le acompaĂąaron en un dĂ­a tan especial para ĂŠl.

Junto a los vecinos y la familia, Silvestre SĂĄnchez estuvo acompaĂąado de una impresionante representaciĂłn polĂ­tica y social de Salamanca. Desde el Ayuntamiento acudieron Alfonso FernĂĄndez MaĂąueco, Jorge Recio, Julio LĂłpez Revuelta o Enrique Cabero. Por parte de la DiputaciĂłn provincial acudieron a la localidad charra JesĂşs MarĂ­a Ortiz, Paco MartĂ­n del Molino, Carlos GarcĂ­a Sierra o Elena Diego, el delegado de la Junta Bienvenido Mena, el jefe de la PolicĂ­a Local JosĂŠ Luis Serrano, el subdelegado de Defensa JosĂŠ MarĂ­a DĂ­ez, el presidente de la CĂĄmara de Comercio Juan Antonio MartĂ­n Mesonero, alcaldes de la provincia como ConcepciĂłn MiguĂŠlez (Alba), JosĂŠ MartĂ­n MĂŠndez (Villares) o JosĂŠ MuĂąoz (Ledesma). TambiĂŠn quisieron acompaĂąarle representantes de la UD Salamanca como Baltasar SĂĄnchez, Enrique MartĂ­n, Huerta, Alfonso del Arco, Rafa Sierra o Antonio Hidalgo y del toro como Pedro GutiĂŠrrez Moya 'El NiĂąo de la Capea' o el periodista taurino y autor de la biografĂ­a de Silvestre, Paco CaĂąamero.

Para cerrar un dĂ­a tan especial para este empresario nacido en Aldearrodrigo pero que logrĂł el ĂŠxito en Barcelona, todos sus paisanos cenaron en torno a ĂŠl de nuevo en un convite 'a lo grande' con barra libre para todos y hasta ocho cortadores de jamĂłn que no pararon en toda la noche. Cigalas, pulpo, embutidos, carne, empanadas u hornazo son sĂłlo algunos ejemplos de lo que Silvestre brindĂł en su gran noche, que terminĂł con un concierto de Camela hasta bien entrada la madrugada.