"Antes del 1 de mayo, habrá diálogo social quiera o no quiera el alcalde de Salamanca"

Hernández Rivas, Gómez y Pérez, representantes de sindicatos y patronal de Salamanca

La patronal Confaes y los sindicatos CCOO y UGT ponen fecha a su ultimátum a Fernández Mañueco.

La patronal y los sindicatos se han hartado de manera definitva de esperar por Alfonso Fernández Mañueco y convocarán por las bravas una nueva reunión del diálogo social que el alcalde en minoría tiene parada por el capricho de dar sitio a una asociación que no tiene derecho a sentarse en esa mesa.

 

Los representantes de Confaes, UGT y CCOO han hecho oficial lo que adelantó TRIBUNA: pedirán ya la convocatoria del diálogo social para después de Semana Santa y no aceptarán un "no" por respuesta. Las tres partes fundamentales de esta mesa han agotado su paciencia y están de acuerdo en que no se debe demorar ni un minuto más porque lleva casi ocho meses parado: su única reunión fue el 23 de julio.

 

Por ello, han anunciado de manera oficial que la semana que viene enviarán una carta al alcalde poniendo fecha a la primera reunión, ya que en julio sólo se constituyó formalmente. Y han advertido que lo pueden hacer porque están tan habilitados para hacerlo como representantes de sindicatos y patronal como el propio Ayuntamiento de Salamanca.

 

"La idea es que se llegue al día 1 de mayo. Antes de esa fecha, habrá diálogo social quiera o no quiera el alcalde de Salamanca, vamos a convocar", ha asegurado el presidente de Confaes, Juan Manuel Gómez. El responsable de la patronal ha estado secundado de manera contundente por los sindicatos.

 

El responsable provincial de UGT, José Luis Rivas, ha recordado que "no hace mucho tiempo dieron a bombo y platillo que iban a dar dinero alos emprendedores y hubiera sido un buen momento para convocar el diálogo social. Pero han preferido hacerlo por su cuenta, parece que no hay mucha voluntad de convocar".

 

Le manifestamos abierta y públicamente que el diálogo social ya está constituído, que está formado por quienes firmamos el aceurdo el pasado julio y que ya está bien de esperar"

 

"Sólo hacer autocrítica. Con todo este tiempo que hemos dado con una excesiva flexibilidad al Ayuntamiento de Salamanca, porque hemos dejado en él ese inicio de la convocatoria de la nueva reunión, no podemos estar más tiempo haciendo dejación de las responsabilidades que contrajimos el pasado mes de julio de 2015. Así se lo hemos expresado CCOO y UGT en la carta que le remitimos como contestación a la suya solicitando nuestro parecer a cerca de qué creíamos conveniente con la nueva confederación de empresarios de Salamanca. Le manifestamos abierta y públicamente que el diálogo social ya está constituído, que está formado por quienes firmamos el aceurdo el pasado julio y que ya está bien de esperar", ha comentado Emilio Pérez, de CCOO.

 

"Pasada la Semana Santa, la semana siguiente, vamos a registrar un escrito en el Ayuntamiento poniéndole fecha a la próxima reunión del diálgo social. No puede ser que las dudas del Ayuntamiento, no puede ser que el querer quedar bien con quien tenga el interés que tenga, pase por hacer dejación de los compromisos que adquirimos", ha añadido.

 

En esta ciudad se lleva gastando mucho tiempo dinero de manera inútil porque nunca se ha querido ni se ha sabido consensuar con quienes sabemos cómo está el mercado laboral, y como está la situación de las empresas

 

"Estamos empezando a sospechar, estamos empezando a intuir, que otra vez nos vamos a encontrar en Salamanca con que el dinero que proviene de la Junta de Castilla y León destinado al empleo vuelva a utilizarse de manera clientelar y de manera que favorezca los intereses personales de alcaldes y de personas allegadas al partido para tener contratos precarios, de seis meses, por debajo del salario mínimo interprofesional y para trabajo e inversión inútil. Porque en esta ciudad se lleva gastando mucho tiempo dinero de manera inútil porque nunca se ha querido ni se ha sabido consensuar con quienes sabemos cómo está el mercado laboral, representantes de los trabajadores y como está la situación de las empresas, representantes de los empresarios. Y creo que ya depende única y exclusivamente de quienes estamos aquí sentados que se constituya el diálogo social y empecemos a trabajar, y ahí veremos cuáles son sus voluntades y cuáles son realmente las intenciones", ha añadido visiblemente enfadado.

Noticias relacionadas