(Ampl.) La CEOE dice que el coste de las renovables y del déficit de tarifa suponen "casi un Chipre" cada año

Jornadas de Enerclub
Garamendi defiende las exploraciones de crudo en Canarias y recuerda que Marruecos puede provocar "igual" daños ambientales


MADRID, 10 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Comisión de Energía de la CEOE, Antonio Garamendi, considera que el sistema eléctrico adolece del "problema" de asimilar "6.000 millones de euros al año" en primas a las renovables y más de 2.000 millones en costes financieros del déficit de tarifa, lo que suma cerca de 9.000 millones y supone "casi un Chipre solo en este tema".

Garamendi realizó estas consideraciones durante las jornadas 'Asuntos clave de la energía en Europa', organizadas por Enerclub, en las que defendió la cogeneración ligada a la actividad industrial y el grado de concienciación de los empresarios con la eficiencia energética. "Tenemos la eficiencia en la cabeza", dijo.

El responsable de la CEOE consideró además que el precio de la electricidad es "bueno", pero "se dispara a más del doble" cuando se empieza a cargar con "elementos que no debieran estar", a propósito de los cuales citó las renovables y el decreto de incentivo a la quema de carbón nacional.

Sobre las tecnologías 'verdes', consideró "preciso no incurrir de nuevo en errores del pasado como un apoyo prematuro a tecnologías de gran potencial que todavía están en su fase de iniciación en la curva de aprendizaje".

"Los empresarios españoles no estamos preparados para seguir haciendo aventuras de este tipo", indicó en alusión a las renovables, sin aludir a ninguna tecnología en concreto. Posteriormente, aludió a las primas a la termosolar e indicó que la instalación de 1.500 megavatios (MW) nuevos ocasionará un coste acumulado de 20.000 millones.

Durante su intervención, Garamendi expresó además su rechazo a nuevos recortes en la retribución de la actividad de distribución eléctrica, a la que consideró necesaria para garantizar un suministro adecuado y fortalecer el sistema mediante el desarrollo de redes inteligentes.

Por otro lado, el presidente de la Comisión de Energía de la CEOE dijo "no tener tan claro" que las empresas de servicios energéticos supongan un revulsivo capaz de "trasladar" cerca de 500.000 empleos procedentes del sector de la construcción.

Además, se mostró partidario de la exploración de hidrocarburos en Canarias y recordó que Marruecos también aspira a explotar la bolsa de recursos identificada bajo las aguas atlánticas. "Si hay un tema medioambiental, nos lo van a crear los marroquíes igual", aseguró.

DISPUTA SOBRE EL CARBÓN.

Durante su intervención, Garamendi cargó contra los cerca de 600 millones de coste del decreto del carbón, que en su opinión deberían salir de la tarifa eléctrica, y dijo "alucinar" con las inversiones que deben hacer las eléctricas para quemar carbón nacional en sus instalaciones.

Haciendo uso de un turno de alusiones, la directora general de Carbunión, Mercedes Martín, respondió que, en términos estrictos, las ayudas que reciben las empresas mineras son de cerca de 110 millones y van en descenso.

Junto a esto, defendió la calidad del carbón nacional y su potencial energético frente al de otras variables de importación, y consideró que las centrales nacionales están diseñadas para la quema de mineral autóctono, frente a la dificultad de trasladar el carbón de importación, que llega por mar, hasta las plantas de generación eléctrica situadas en el interior.