Amenaza de huelga en la limpieza del hospital

Los sindicatos denuncian que las condiciones económicas del nuevo contrato para este servicio impiden mantener las condiciones de empleo o la actual plantilla. Los trabajadores se han movilizadoen Salamanca y Béjar.

Los empleados de la empresa que gestiona actualmente la limpieza de los centros hospitalarios de Salamanca y Béjar han celebrado un paro de media hora en protesta por las condiciones en que se puede renovar el contrato y amenazan con ir a la huelga si no se garantiza el mantenimiento del empleo para toda la plantilla. El cambio de empresa concesionaria y la cuantía de la licitación hacen peligrar la plantilla y las condiciones del empleo de las 194 personas que llevan a cabo la limpieza en el Clínico de Salamanca y en el Virgen del Castañar de Béjar.

 

El problema reside, según fuentes sindicales, en el cambio de empresa concesionaria. Según CCOO, la actual empresa no quiere seguir adelante con la prestación de este servicio y las condiciones en las que la Junta ha ofertado el contrato hacen peligrar las condiciones de trabajo. Según las fuentes consultadas, el precio de partida, 11 millones de euros, está por debajo del coste real de prestar el servicio, con lo que la empresa que acceda al contrato se podría ver obligada a prescindir de parte de la plantilla o variar sus condiciones con la bajada de salario o la reducción de horarios. Algo a los que los sindicatos que representan a los trabajadores no están dispuestos.

 

(Foto: M. J. Ruiz)

 

Según las mismas fuentes, actualmente la Junta está negociando con una empresa del sector para que se haga cargo del servicio en las condiciones del contrato, es decir, por debajo de coste. En su día, los sindicatos ya mostraron su rechazo al pliego de condiciones porque estimaban que podía tener las negativas consecuencias para el empleo que ahora barruntan.

 

Por este motivo, los trabajadores realizaron un paro entre las 10 y las 10.30 horas en los dos centros de trabajo de Salamanca y Béjar. Y no descartan ir a la huelga si esta situación no se arregla en un corto espacio de tiempo.

 

(Foto: M. J. Ruiz)