Alumnos de la UCAV comienzan sus prácticas en Caja Rural Castilla-La Mancha

Sede Central de Caja Rural Castilla La Mancha

Un total de 55 alumnos de distintas universidades, seleccionados entre un total de 222 solicitantes, han comenzado este mes sus prácticas externas en empresas en Caja Rural Castilla-La Mancha, entre ellos, alumnos de la Universidad Católica de Ávila.

Caja Rural Castilla-La Mancha es una de las empresas de la Comunidad Autónoma que mayor oferta de prácticas convoca anualmente entre los jóvenes universitarios de la región y de comunidades limítrofes como Madrid y Ávila, que constituyen la principal cantera de la que se nutre su plantilla de trabajadores.

 

Los alumnos proceden principalmente de los Grados de Administración y Dirección de Empresas (ADE), Economía, Derecho y Gestión y Administración Pública, y las prácticas son fruto de diferentes convenios de colaboración entre Caja Rural Castilla-La Mancha y las Universidades de Castilla-La Mancha, Carlos III, Católica de Ávila, Autónoma y Rey Juan Carlos.

 

Optar a un posible empleo

Las prácticas en empresas son la mejor manera de acreditar las competencias profesionales de los alumnos, que podrán adquirir nuevos conocimientos y optar a un posible puesto de trabajo en la Caja.


Tal es así que el 72 por 100 de los estudiantes que han hecho prácticas en Caja Rural Castilla-La Mancha han sido contratados en un plazo inferior a tres años desde la finalización de su beca.


Según el director general de Caja Rural Castilla-La Mancha, Víctor Manuel Martín López, “hoy día toda empresa requiere empleados formados, pero también experimentados”. En su opinión, “tan relevantes son los conocimientos adquiridos en la etapa universitaria como las capacidades desarrolladas en instituciones o empresas como la nuestra, porque es en ellas donde finalmente se demuestra con hechos la validez y destreza de vuestra instrucción”.