Alimentaria reúne a 142.000 operadores del sector

El salón exhibe el potencial de un sector clave para la recuperación económica
Alimentaria 2012 ha cerrado sus puertas tras cuatro jornadas de intensa actividad ferial en el recinto Gran Vía de Fira de Barcelona. El salón ha congregado -a falta todavía de los datos definitivos- a 142.000 profesionales y cerca de 4.000 empresas expositoras. Estas cifras cobran especial relevancia en el contexto de crisis y constatan la fortaleza de la industria alimentaria como claro motor de recuperación para la economía española.

La asistencia de profesionales internacionales también ha batido todos los records con 40.000 visitantes provenientes de 60 países, un 11 % más que la última edición de Alimentaria en 2010. Más de 1.700 periodistas se han acreditado para dar cobertura al evento, pero el seguimiento del salón no ha sido únicamente presencial. La red social Twitter ha sido una gran plataforma de difusión del salón con más de 30 millones de impresiones.

No hay que olvidar que este certamen contó con la presencia de una veintena de marcas de calidad de la provincia de Salamanca con el objetivo de mostrar a todo el mundo la garantía de unos productos con la marca Salamanca.

Tras una semana de intensa actividad ferial en el recinto Gran Vía de Fira de Barcelona, Alimentaria revalida así su condición de certamen español de referencia para el sector agroalimentario y su posición entre las tres ferias alimentarias más importantes del mundo.

Y es que Alimentaria 2012 ha destacado tanto por la cantidad como por la calidad de los profesionales asistentes al evento, lo que en palabras de su presidente, Josep-LLuís Bonet, supone la confirmación de la fortaleza de un sector como el alimentario que “está plantando cara a la crisis con datos positivos y que tiene una gran trascendencia económica en el presente y futuro del país”. De hecho esta ha sido una de las constantes de la XIX edición de Alimentaria, la reivindicación de mayor visibilidad y reconocimiento de un motor económico como la industria alimentaria, sólo superada por la turística en aportación al PIB nacional (un 7.6 %), con una producción por encima de los 80.700 millones de € y un incremento del 11 % en las exportaciones durante 2011, según datos de la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (Fiab).

Rotunda Internacionalización
La internacionalización es uno de los principales valores de Alimentaria, que representa a un sector formado en el 96 % por pymes que tienen en el salón su única plataforma de promoción y salida al exterior.

Para favorecer el negocio internacional, Alimentaria ha propiciado más de 8.000 reuniones entre empresas españolas e importadores de todo el mundo y ha invitado a unos 500 profesionales internacionales junto a Fiab, ICEX, AMEC, ACC1Ó y la Cámara de Comercio de Barcelona. Entre los asistentes a estas reuniones bilaterales destacan representantes de Walmart (Argentina) , Pao de Açucar, (Brasil), H-E-B y Palacio del Hierro (México), Pomobel (Angola), Azbuka Vskuza (Rusia), Meijer, H-E-B Group y Central Market (USA), Spar e Hyper City (India), Park’n Shop, City Super y Cofco (China), Shinshegae (Corea), Ace y Zas (Japón) y Central Foods y Makro (Tailandia). Algunas de las compañías que han aprovechado estos contactos para abrir nuevos mercados son Cadademont, Gullón, Maheso, Borges, Miguel Torrres, Ortiz, Aljomar, Joselito y Cinco Jotas, entre otras.

Alimentación, Turismo y Gastronomía
Además de una plataforma comercial, de contactos y oportunidades de negocio, Alimentaria 2012 ha puesto de manifiesto el vigor de la gastronomía española y su estrecha relación con la industria alimentaria y el sector turístico. Según datos de Fiab, el consumo de alimentos españoles en los países de origen de los turistas una vez nos visitan llega a incremen¬tarse un 40%, destacando la compra de vino, jamón y aceite. Es un claro ejemplo de que el sector de la alimen¬tación debe ejercer como gran aliado del turismo y aprovechar la oportunidad que proporcionan los más de 57 millones de turistas que nos visitan cado año. Hecho que, además, está fuertemente unido a las exportaciones, donde el sector de la Alimentación tiene un gran poten¬cial, siendo uno de los pocos con una balanza comercial positiva.

En este sentido, el Ministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete, anunció en Alimentaria que el Gobierno se propone rediseñar en esta legislatura su política de promoción exterior en el campo de la alimentación potenciando el trinomio alimentación, turismo y gastronomía y “unificando políticas de acuerdo con las comunidades autónomas”, así como la próxima activación de una “estrategia nacional de defensa de un sector que es el que más patenta e innova”.