Ahora os toca a vosotros

EL PÚBLICO. La afición, que ayer hacía cola en la Boutique para retirar entradas, contribuirá a crear un gran ambiente para ayudar a los jugadores a sumar tres puntos que se antojan vitales para lograr la salvación
D.G.

Ahora sí que va en serio el asunto. Hasta el momento, la posibilidad del descenso era algo latente, pero han bastado un par de semanas en el pozo para que el unionismo se dé cuenta de que la catástrofe que supondría bajar de categoría no está tan lejos. Por eso, ha decidido hacer frente común, esperar hasta el final por si hay que hacer leña del árbol caído y empujar ahora con todas las fuerzas para mantener en pie a esta UDS.

El entorno del equipo ha respondido. El ambiente que se prepara para esta tarde es el de las mejores ocasiones, con recibimiento a las puertas del estadio, un buen puñado de seguidores en la grada y la prensa entregada a la causa. Ahora les toca a los que comen de esa entrega, es decir, al técnico y a los jugadores. Hoy no se les puede reprochar trabajo y compromiso, pero sí la ausencia de resultados, que son los que marcan las distancias en el fútbol. Y las oportunidades comienzan a echarse de menos.

Los puntos de hoy son necesarios e imprescindibles. Es verdad que el Cartagena es un rival potente, marcha tercero, pero la UDS, como dice su técnico, Jorge D’Alessandro, tiene prohibido fallar ante el equipo de Juan Ignacio Martínez. Cuando se midieron en la primera vuelta la UDS miraba hacia arriba. Hoy al club le duele el cuello de volver la vista hacia abajo.

La semana ha servido para desintoxicarse después del duro revés sufrido en Albacete. También para recuperar completamente a Quique Martín, baza ofensiva charra. El asturiano comandará lo que podría denominarse el equipo tipo del Salamanca. Si en verdad esta plantilla está hecha para permanecer en Segunda, debe verse sobre el campo. D’Alessandro no se guarda nada y sale con todo. No le queda otra, porque el tiempo apremia.