Agua o fuego...¿qué prefieres?

El humor de Álvaro