Afiliados de Ciudadanos piden al partido medidas contra Miguel Ángel González

Miguel Ángel González, delegado territorial de Ciudadanos en Castilla y León.

Envían una carta al secretario de organización y al secretario general de Ciudadanos acusando de 'nepotismo' al delegado territorial por ir contra las normas básicas del partido al enchufar en su día a su hija como asesora en la Diputación Provincial de Valladolid. 

 

 

ACUSAN A PILAR VICENTE DE ESCONDER SU RELACIÓN CON GONZÁLEZ VILLACORTA

 

En una reunión con concejales provinciales celebrada el día 20 de abril, la portavoz de Ciudadanos en la Diputación, Pilar Vicente, presentó a su nuevo equipo de trabajo y defendió la labor que desempeñó María González Villacorta. Sin embargo, según varios concejales consultados por este periódico, ocultó su relación con la hija del delegado territorial del partido. Pilar Vicente afirmó que desconocía ese parentesco y la rectificaron asegurando que, precisamente, había llegado a Ciudadanos entre otras cosas por su relación personal con María González Villacorta.

 

Otro punto sobre el que los concejales de la provincia están profundizando afecta a la acumulación de cargos de Pilar Vicente, portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Valladolid y en la Diputación Provincial y que no responde al criterio de "una persona, un cargo", que pregona el partido. Piden, según han asegurado a este periódico, que renuncie a la Diputación para que uno de los concejales electos por la provincia asuma esa responsabilidad. 

Afiliados y ex miembros de la Junta Directiva de Ciudadanos en Valladolid han enviado un escrito dirigido al secretario de organización del partido, Fran Herviás, y al secretario general, Matías Alonso, para que tomen medidas con respecto al comportamiento de Miguel Ángel González, delegado territorial de la formación naranja en Castilla y León.

 

El motivo de esta misiva radica, según estos, en las maniobras que en su momento aplicó González para colocar a su hija María González Villacorta como asesora en la Diputación Provincial de Valladolid en el equipo de trabajo de la portavoz provincial Pilar Vicente con un salario de 26.276,74 euros. 

 

La presión mediática de este polémico nombramiento forzó poco después la salida de María González Villacorta de este cargo. "Ha sido una trabajadora excelente", manifestó en marzo Pilar Vicente a este periódico, "pero ha renunciado a este puesto para no perjudicar a nadie. La política es así", recalcó la portavoz provincial que también ocupa ese mismo cargo en el Ayuntamiento de Valladolid. 

 

Los afiliados y ex directivos de Ciudadanos en Valladolid acusan a Miguel Ángel González de nepotismo y de actuar de manera contraria a lo que marca el código ético del partido.

 

Este es el texto enviado a los responsables de Ciudadanos que, por cierto, no ha obtenido respuesta:

 

'Estimados señores: Como afiliado  y ex miembro de la Junta Directiva de C´s Valladolid, solicito la apertura de expediente disciplinario al Delegado Territorial que ustedes nombraron Miguel Ángel González, por el sonado caso de corrupción Política, en este  caso, por la figura de nepotismo realizada con su hija María González, contratada por 43.000 (sic) euros en la Diputación Provincial de Valladolid, la cual ha sido apartada del grupo, no siendo la culpable del citado nepotismo, y si, su padre.

 

Los vecinos de Valladolid que confiamos enormente en los valores e ideario de Ciudadanos Partido de la Ciudanía, nos sentiríamos terriblemente defraudados si desde la dirección nacional no se toman cartas ejemplarizantes en el citado asunto,  puesto que nos queremos diferenciar del resto de  los viejos partidos políticos, y necesitamos seguir confiando en Ciudadanos Partido de la Ciudadanía, como único recurso cara a las próximas elecciones Nacionales.

 

El citado caso esta en boca de todos los vallisoletanos'.