A POR EL PRIMERO

EL MÁS ABIERTO. La hegemonía de Federer y Nadal en los últimos años se ve amenazada por los Andy Murray, Novak Djokovic, Juan Martín del Potro, Nicolay Davydenko, Verdasco, Cilic, Tsonga o Soderling
Efe / MELBOURNE

Hoy dará pistoletazo de salida un Open de Australia 2010 en el que no hay un favorito claro. La hegemonía en el circuito de Federer y Nadal parece haber pasado a mejor vida y son muchos los jugadores que se quieren subir al carro de las alternativas. El de Manacor, vigente defensor del título, comenzará su andadura en Melbourne Park en la primera jornada de competición (no antes de las 9:00 hora española) ante un tenista local, Peter Luczak, de origen polaco y criado en las universidades estadounidenses que teóricamente no tendría que plantearle excesivos problemas. Por ese cuarto cuadrante, Nadal (2) se iría encontrando con otros cabezas de serie como el alemán Philipp Kohlschreiber (27), el croata Ivan Ljubicic (24), el checo Radek Stepanek (13), el francés Gäel Monfils (12), el estadounidense John Isner (33), el austriaco Jürgen Melzer (28) o el británico Andy Murray (4), éste ya en cuartos de final. Quizá sea el pupilo de Alex Corretja, que se las verá en primera ronda con el sudafricano Kevin Anderson (Q), quien más problemas pueda darle a Rafa en este primer tramo del cuadro, aunque el escocés nunca ha superado la cuarta ronda en Australia, su asignatura pendiente en cuestión de Grand Slam.

También por la parte baja del cuadro encontramos a otros dos españoles: Feliciano López, que debutará en Australia ante el uruguayo Pablo Cuevas; y Guillermo García-López, a quien le espera un hueso duro de roer como es el suizo Stanislas Wawrinka (19).

El hombre a seguir en la parte alta del cuadro es Roger Federer, finalista el año pasado y campeón en Australia en tres ocasiones, (2004, 2006 y 2007). El de Basilea, rey del circuito masculino, quiere seguir sumando Grand Slam a su palmarés y a la par reivindicarse como el mejor tenista del circuito. Sir Roger (1) debutará el martes ante el ruso Igor Andreev un todoterreno que podrá calibrar en qué forma llega el suizo.