A la UD Santa Marta le sobran diez minutos... los primeros

Javi Borrego, autor del gol del Santa Marta, se escapa de su par (Foto: T. Sánchez)
Ver album

Empate para la UD Santa Marta que tuvo que remontar el gol inicial del Almazán. Tuvo más balón el equipo local y quiso más la victoria pero pagó su falta de control en los primeros minutos. Aun así tercera jornada seguida en la que suma.

Diez minutos de empanada nada más comenzar el encuentro le restaron muchas posibilidades a la UD Santa Marta de lograr un mejor resultado que un empate que se antoja poco para sus necesidades y para lo que mostró de más ante el Almazán. La mala salida le dio la oportunidad a los visitantes de adelantarse y obligó al Santa Marta a remar contracorriente. Logró empatar pero quizás le faltó algo más de intensidad para acabar de derribar a su rival.

 

La salida del Almazán sorprendió a los locales a los que les costó meterse en el partido mostrando muchos problemas para sacar el balón jugado desde atrás, sobre todo ante la presión de sus hombres de arriba, que derrochaban velocidad y empuje.

 

No conseguía pasar la UD Santa Marta mucho más allá de su frontal y dejaba a su rival la posibilidad de intentar disparos a puerta en acciones a balón parado. Precisamente en una de esas jugadas llegó el tanto porque un balón colgado al área era un peligro ante la envergadura de los hombres del Almazán y  el gol se hizo realidad a los seis minutos. Gol colgado al área, nadie pudo llegar a despejar y Anto entrando desde atrás marcó a placer.

 

Con el gol en el saco, los visitantes replegaron líneas y cedieron en la presión de forma que el Santa Marta se hizo dueño y señor del balón, aunque logrando dar profundidad a sus acciones en contadas ocasiones. Javi Borrego fue el hombre que llevó más peligro al marco defendido por Javi, que atrapó el balón en uno de sus disparos y vio como salía rozando el palo en el otro.

 

El Almazán cada vez daba más pasos atrás, buscando una contra pero sobre todo alejando el balón de su área de cualquier forma, de manera que el juego apenas tenía continuidad.

 

Apenas varió la tónica del encuentro tras la reanudación, en la que el Almazán fue el primero en amenazar la portería de Miguel Ángel, de nuevo a balón parado. El partido languidecía con el paso de los minutos así que se antojaba necesaria la entrada de algún jugador que le diera más ‘punch’ al ataque. La entrada de Quirós y Dela fue providencial porque casi al minuto de pisar el campo llegó el tanto local.

 

La combinación entre Quirós y Jorge la finalizó Borrego que entrando desde atrás recogió el pase del medio y batió al portero con un disparo a media altura. Intentó lograr el segundo el equipo local pero el Almazán logró salirse con la suya y dejó morir el duelo entre cambios, balones despejados, faltas y pérdidas de tiempo.