A la cuarta fue a la vencida para el Cristo de la Agonía

Foto: T. G.
Ver album

La Seráfica Hermandad de Nazarenos no había podido salir desde 2010 por la lluvia.

Cuatro años esperando para poder realizar el recorrido completo de la procesión con salidad y entrada en el convento de las Úrsulas. Pero finalmente, la Seráfica Hermandad de Nazarenos del Santísimo Cristo de la Agonía pudo salir con sus cuatro pasos por las calles de Salamanca.

 

Desde 2010, la Seráfica había lamentado su suerte por la incesante lluvia que no les permitió procesionar. El pasado año, de hecho, se arriesgaron a sacar los pasos a pesar de la amenaza de lluvia y el agua apenas les dejó recorrer unos metros para obligarles a darse la vuelta rápidamente y volver al convento de las Úrsulas.

 

La salida de los cuatro pasos de esta cofradía volvió a ser emocionante, con la interpretación de una saeta incluso por parte de Manoli Villanueva.

 

La espectacularidad del Prendimiento, de Damián Villar y Francisco González Macías, levantó la admiración de los fieles un año más cuando atravesó el dintel de las Úrsulas. Tras él, Jesús ante Pilatos, el Cristo de la Agonía y la Dolorosa.